28 Jul 2021 - 8:32 p. m.

Los cambios que trajo el Transmicable para Ciudad Bolívar

Una investigación indica que la llegada de este medio de transporte abrió oportunidades al comercio, pero debido a la sobrecarga de tránsito peatonal, se requieren adecuaciones en los barrios aledaños.

Con información de Agencia de noticias UN

En los primeros tres meses de operación, el Transmicable transportó a 1.820.128 pasajeros.
En los primeros tres meses de operación, el Transmicable transportó a 1.820.128 pasajeros.

Cambios positivos generó la entrada en funcionamiento del Transmicable en Ciudad Bolívar, especialmente para el comercio basado en el turismo atraído por este sistema. Así lo advierte un estudio realizado con líderes de los barrios Juan Pablo II y Manitas.

De acuerdo con el arquitecto Jeyson David Morales, estudiante de la Maestría en Diseño Urbano de la Universidad Nacional de Colombia (UNAL), se realizaron tres talleres en los que participaron 20 personas de la localidad, así como se hicieron recorridos para identificar los cambios con la entrada en operación del Transmicable.

“Por ser el primero y único en Bogotá, este sistema de transporte cambió radicalmente la manera de percibir el territorio, pues la ciudad en general tiene unas preconcepciones negativas de los barrios del sur, por la violencia, inseguridad y pobreza”, dijo Morales.

Lea: Formarán a 450 mujeres para conducir buses de Transmilenio.

Agrega que esto ha facilitado el tránsito de quienes viven en la zona y un crecimiento económico para quienes se han visto beneficiados por el alto número de visitantes que ha traído el sistema. De hecho, un balance de Transmilenio indica que en los primeros tres meses de funcionamiento (entre el 29 diciembre de 2018 y el 31 de marzo de 2019) 1,8 millones de personas utilizaron este medio de transporte.

El alto flujo de personas lo reconoce Andrea Ochoa, una joven que tenía su empresa de tipografía, que comenzó a notar el flujo de habitantes en el sector, y que la economía para unos trabajadores estaba siendo impulsada. El comercio local, como cafeterías y tiendas de barrio, entre otras, tienen gran acogida por los visitantes en cualquier época del año.

“Andrea aprovechó el cambio que experimentaba su barrio para impulsar un negocio de turismo en el que les relata a los visitantes la historia y la cultura del barrio mientras los lleva a un recorrido por los mejores miradores y los paisajes más bellos del sector”, destaca el investigador.

Mejoramiento integral de los barrios

Sin embargo, el cambio de sistema de transporte también llevó a la sobrecarga de tránsito peatonal en sectores puntuales que no están diseñados ni adecuados para las transformaciones del territorio por este nuevo proyecto.

El investigador señala que “es necesario generar una estructura física que soporte las nuevas dinámicas que este produce, dando lugar a una oportunidad de mejora para la calidad de vida en el sector, un programa de mejoramiento integral de los barrios”.

Le puede interesar: Más largas al rescate social y de TM en el Concejo: ¿dilación premeditada?

En consecuencia, plantea estrategias de intervención que abarcan las necesidades del territorio y su comunidad, clasificadas en cuatro aspectos básicos: fomentar el comercio local; promover la cultura y el deporte; proteger el medio natural e impulsar el turismo; y facilitar el acceso a servicios.

“Los cuatro circuitos planteados buscan aprovechar los espacios residuales y mejorar las condiciones físicas de la estructura urbana existente, gracias a los cuales se logra mejorar la seguridad para los habitantes y visitantes del sector. Además facilita el acceso a servicios y recreación, y ayuda a fortalecer la economía local mediante el fomento del comercio y el turismo”, concluye.

Comparte: