7 Sep 2018 - 1:03 p. m.

Tala de árboles en Bogotá: Personería exige un alto y pide suspender procesos

El organismo de control advirtió fallas en procesos de participación ciudadana y socialización con las comunidades. Únicamente habrían sido enterados los vigilantes de conjuntos residenciales.

Redacción Bogotá - Bogota@elespectador.com

Mauricio Alvarado - El Espectador.
Mauricio Alvarado - El Espectador.

En medio de la controversia entre quienes se oponen a la tala de árboles en Bogotá y el Distrito –que ha asegurado que la tarea es indispensable, planeada y responde a la necesidad de eliminar el riesgo que representan algunos individuos enfermos o que están a punto de caer– este viernes la Personería pidió suspender el proceso y advirtió de presuntas irregularidades en los procesos de socialización. (LEA: Desde el Congreso le piden al Distrito explicación por tala de árboles)

Ante las jornadas que ha adelantado la administración en zonas como El Virrey, Bosques de San Carlos y La Alhambra, entre otros, la personera distrital, Carmen Teresa Castañeda, alertó que las decisiones, al parecer, fueron informadas únicamente a vigilantes de algunos conjuntos y no al lleno de la comunidad. 

"Con ocasión de las denuncias que hicieron algunos ciudadanos, en particular, en la localidad de Chapinero, hicimos una revisión para constatar los motivos de las talas. Determinamos que se concedieron licencias para la tala de 1.192 árboles bajo el argumento de hacer un rediseño paisajístico. Hay árboles que están en perfectas condiciones, con los que la gente ha convivido y no existe una razón justificada para que se talen", explicó la funcionaria. 

Castañeda llamó la atención también por lo que denominó "una desesperada motivación" por talar árboles, sin que existiera participación de la comunidad. 

(¿Cuándo debe talarse un árbol?) 

"Una aparente o una mentirosa socialización se hizo en los sectores, porque constatamos que las personas que aparecen suscribiendo los listados de supuestamente haber sido socializadas son los celadores o vigilantes de los conjuntos", indicó la personera. 

Para la funcionaria, lo anterior se configura como una aparente violación al manual de silvicultura urbanística de Bogotá y se afecta el derecho fundamental de los ciudadanos a la participación ciudadana. 

"Aquí en esta ciudad parece que la participación y la voz de los ciudadanos no se tuviera en cuenta para nada o no tuviera ninguna repercusión en la toma de decisiones", precisó Castañeda. 

La personera instó a la administración a que, antes de realizar las talas, se realicen análisis, estudios y diagnósticos para conocer si los árboles deben ser tratados. "Nos preocupa que de 1.192 árboles que se van a talar en la ciudad, no exista una necesidad seria, clara y estudiada. Aquí lo que se ha querido es arrasar con los árboles sin mayor razón", agregó la personera. 

(Desinformación y urbanización: puntos de debate sobre tala de árboles en Bogotá)

Pese al pronunciamiento de la Personería Distrital, su petición sólo es una recomendación, es decir que, por ahora, será la administración la llamada a decidir si acoge o no los argumentos del ente de control. 

Según cifras del Jardín Botánico, entre enero y julio de este año fueron talados 2.604 árboles en el espacio público en Bogotá. De acuerdo con la proyección de la Secretaría de Ambiente, la cifra este año podría llegar a 10.000.

Recibe alertas desde Google News