Bogotá

25 Jul 2010 - 10:00 p. m.

"Un momento para partir la historia"

Camilo Zea, gerente del metro, critica informe de U. de los Andes y afirma que el Conpes es favorable para el proyecto.

El Espectador

¿Cómo ve la voluntad del entrante gobierno nacional con el metro?

Muy bien. Desde la campaña, el presidente Santos se manifestó a favor del metro. Las personas que están llegando a los distintos cargos, que eventualmente serían contrapartes nuestras en la discusión, entienden la importancia de un proyecto como este. Saben que el costo es significativo, pero también saben que hay que hacerlo bien. Están dadas las condiciones.

¿La bolsa de recursos que estableció el Conpes es suficiente?

Es generosa. Creo que si se aumenta es porque el nuevo gobierno decide meterle más recursos, pero creo que es la mejor cantidad de dinero que podía dejar el gobierno Uribe, dada la restricción fiscal del gobierno saliente.

¿Es factible que esa bolsa aumente?

Podría pasar.

¿Cuál es su opinión sobre el documento Conpes?

El Conpes es muy bueno, porque es un espaldarazo político a los proyectos importantes del Distrito, el Sistema Integrado de Transporte y el metro. Lo que la gente no ha entendido es que, a pesar de que no haya vigencias específicas para el metro, el apoyo político es muy importante. No necesito plata para el metro todavía, pero sí que me dejen seguir haciendo mis estudios, porque la planeación de un metro se demora dos o tres años, la construcción se demora cinco. Tenemos un cronograma que no es holgado, pero es factible. Creo que este Conpes es muy bueno porque fija unas reglas de juego.

¿Y esas reglas son favorables al proyecto?

Sí. Y son perfectamente cumplibles. En términos generales, el Conpes es favorable al Distrito, con una bolsa de recursos buena y me da reglas de juego claras que voy a seguir estrictamente, porque hasta antes de esta definición en el documento pudo haber discusiones que no sé si eran justificadas.

¿Cuáles son los grandes avances del documento?

La creación de un comité de seguimiento, liderado por el Ministerio de Transporte, y el espaldarazo político y financiero. La definición de unas reglas claras para la presentación de los proyectos. La identificación de unas prioridades para el desarrollo de la ciudad. Ese documento no es tan vacuo como algunos lo han tratado de poner.

¿Por qué se le pusieron tantos requisitos al proyecto?

No lo sé y prefiero no entrar en esas discusiones de orden político y de los intereses que podría haber detrás de una discusión de estas. Sé que se están pidiendo más requisitos de los que tradicionalmente se habrían exigido, pero esto no me parece mal. Si este Conpes marca una nueva trayectoria de cómo se deben hacer estos proyectos para que salgan bien, sin retrasos ni sobrecostos, maravilloso. Me parece que este es un buen momento para partir la historia y redefinir cómo se quieren construir estas obras. Ciertamente es una vara más alta la que nos toca cumplir, pero eso está bien.

¿Cuál es su opinión sobre los informes presentados por las universidades Nacional y los Andes?

Encuentro muy constructivo el informe de validación de la Universidad Nacional. Me parece que es un documento duro, pero que tiene recomendaciones muy útiles. El informe de los Andes no me parece tan constructivo y tiene muchas imprecisiones, con las que yo abiertamente he estado en desacuerdo. Pero ya culminamos esa etapa y sirvió para que la Nación fijara su posición frente a una serie de elementos. Ya salió el Conpes y eso marcó la culminación de ese esquema de validadores. Lo que viene es una discusión distinta.

Comparte:

Regístrate al Newsletter de hoy

Despierta con las noticias más importantes del día.
Al registrarse, acepta nuestros T y C y nuestra Política de privacidad.
X