23 Jun 2021 - 3:03 a. m.

Unas 1.400 personas asistieron a fiesta en Chía que no tenía autorización

La personería de Chía denunció que durante el pasado fin de semana se realizó una fiesta en el Castillo Marroquín, que no tenía los permisos requeridos. Además, los asistentes no cumplieron con las medidas más básicas de bioseguridad.

La personería de Chía emitió esta semana una carta en la que rechazó el evento “El show debe continuar”, que se llevó a cabo la semana pasada en el kilómetro 21 de la Autopista Norte, en el sector La Caro. Según la entidad, en este evento realizado por ‘Brutal Club’ había cerca de 1.400 personas, que además no cumplieron con el distanciamiento, ni el uso adecuado del tapabocas y otras medidas de prevención contra el COVID-19.

El viernes 18 de junio, mismo día en que se realizó el evento, la Secretaría de Gobierno del municipio indicó al señor Harringson González, gerente general de Brutal Club que, ante la solicitud de generar un “concepto favorable para el funcionamiento del evento denominado “El show debe continuar”, la respuesta de la administración fue que el evento no podrá ser realizado.

La negativa a realizar la fiesta se debió a la alta ocupación de camas UCI para atender personas con COVID-19 en el municipio y a que el decreto 777 de 2021, expedido por el Ministerio de Salud, prohíbe la realización de eventos como conciertos, por lo que desde la secretaría de Gobierno se tomó la decisión de no aprobar la solicitud de la empresa de eventos.

Sin embargo, tal como lo denunció la Personería de Chía, el evento se realizó aún sin reunir las condiciones necesarias para la actividad, sin cumplir con protocolos de bioseguridad y sin contar con la autorización y permiso que debía emitir la Alcaldía del municipio.

Comparte: