Bogotá

27 Jul 2010 - 10:16 p. m.

Vía libre a EPS distrital

Superintendencia de Salud aprobó la creación de Capital Salud.

Santiago La Rotta

Luego de seis meses de estudios por parte de la Superintendencia de Salud, ayer se conoció que la entidad le dio luz verde a la creación de la EPS distrital Capital Salud, una iniciativa que se realiza en conjunto entre la ciudad y la empresa privada Salud Total.

En un principio, el proyecto debía recibir el visto bueno de la Supersalud a comienzos de este año, pero, como le explicó a este diario en abril pasado el secretario de Salud, Héctor Zambrano, la entidad había exigido que Salud Total cancelara sus deudas con la red pública y había pedido un ajuste “de forma en la mayoría de los más de 1.300 documentos que sometimos a consideración para la aprobación de Capital Salud”.

Con el visto bueno de la Superintendencia, de acuerdo con Zambrano, lo que resta es finalizar la fusión entre el régimen subsidiario de Salud Total y la recién creada Capital Salud, que ya cuenta incluso con una sede administrativa, en el barrio Teusaquillo. El funcionario afirmó que los trámites restantes podrían tomar entre mes y mes medio, momento en el cual comenzaría a operar la nueva EPS.

Capital Salud, en la cual el Distrito tiene el 51% de participación, arrancaría sus operaciones con cerca de medio millón de afiliados, que son los usuarios que actualmente hacen parte del régimen subsidiado de Salud Total. Sin embargo, según las cuentas de la Secretaría de Salud, se espera que entre 800 mil y un millón de personas se conviertan en usuarios de la EPS de la ciudad.

La Supersalud autorizó a Capital Salud a ejercer funciones en la región centro-oriental, que no sólo abarca Bogotá, sino los departamentos de Cundinamarca, Boyacá, Meta, Tolima y Santander. De acuerdo con Zambrano, algunas EPS del régimen contributivo ya se han acercado con el fin de suscribir alianzas con miras a la posible expansión de Capital Salud a estos departamentos, un proceso que, aclara el funcionario, sólo se podría realizar luego de consolidada la empresa en Bogotá, más o menos un año después de su entrada en funcionamiento.

Bogotá es la primera ciudad del país en emprender este tipo de alianzas entre el sector público y el privado para constituir una EPS. Para el secretario de Salud, esta es una de las grandes ventajas del proyecto, porque “trae lo mejor de ambos mundos: el rendimiento y la eficiencia del sector privado con la preocupación por la cobertura de los ciudadanos”.

Para el secretario de Hacienda, Juan Ricardo Ortega, la construcción de esta alianza “puede ser un gran proceso de auditoría para la ciudad, porque el privado no va a querer perder dinero. Le permite a uno pensar que se le va a poner un freno al gasto en salud, que está desbocado”.

Una de las ventajas que, según el Distrito, tiene la nueva EPS es que mejorará el nivel de contratación con los hospitales públicos, 22 en total. Sin embargo, esto también puede ser una espada de doble filo, pues les impone a los centros de salud la presión de convertirse en entidades más competentes y atractivas para el ciudadano. Acerca de este punto, Zambrano opina que, “tarde o temprano, los hospitales deben someterse a un proceso de reorganización para agrupar los 22 centros en ocho, sin cerrar ningún punto de atención”. Asimismo, el funcionario explicó que ya se está estructurando una cooperativa de hospitales, que buscaría mejorar la gestión de los entes de salud en temas como compra de medicamentos e implementos.


El proceso de creación de la EPS

A principios de 2008 fueron realizados los primeros estudios de mercado para analizar la viabilidad de crear una EPS del Distrito. En ese momento, los estudios dijeron que, de las personas encuestadas, el 70% estaría dispuesto a pasarse a lo que hoy se conoce como Capital Salud; también se hablaba de 800 mil usuarios, como mínimo, en el primer año de funcionamiento. A mediados de ese año, el proyecto de acuerdo fue presentado al Concejo, en donde la discusión más ardua fue sobre la naturaleza pública o pública-privada de la EPS distrital. Para finales de 2008, el acuerdo fue aprobado y en 2009 la Alcaldía expidió el decreto. Seis empresas se presentaron como posibles socias de la ciudad. De éstas, fueron preseleccionadas tres y, al final, Salud Total fue la escogida.

Comparte:

Regístrate al Newsletter de hoy

Despierta con las noticias más importantes del día.
Al registrarse, acepta nuestros T y C y nuestra Política de privacidad.
X