Publicidad
14 Dec 2020 - 2:21 p. m.

El eclipse total del Sol que se verá este lunes en Latinoamérica

La luz del Sol será opacada por la Luna, que lo cubrirá completamente durante dos minutos. El evento podrá observarse parcialmente en varios países de América del Sur como Perú, Bolivia, Uruguay o Paraguay, pero será en Chile y Argentina donde se podrá apreciar en su totalidad.

Con información de EFE

Durante 24 minutos, la Luna nueva pasará por la cara del Sol y lo cubrirá completamente durante no más de 120 segundos.
Durante 24 minutos, la Luna nueva pasará por la cara del Sol y lo cubrirá completamente durante no más de 120 segundos.
Foto: MARTIN BERNETTI

Este lunes a mediodía las miradas del mundo se volverán hacia Latinoamérica, donde se podrá observar un eclipse solar que solo en algunas zonas de Chile y Argentina será total, un fenómeno fuera de lo común que brindará a los astrónomos una oportunidad para divulgar sobre el universo.

Durante 24 minutos, la Luna nueva pasará por la cara del Sol y lo cubrirá completamente durante no más de 120 segundos, un fenómeno que ha sido descrito por la NASA como una “coincidencia celestial”.

Cobertura del eclipse solar en América del Sur

Desde la costa del océano Pacífico hasta la cordillera de Los Andes, la luz del Sol será opacada por la Luna y caerá la noche en torno a las 13H00 hora local (16H00 GMT) por unos dos minutos a lo largo de la zona de umbra, una franja de 90 kilómetros de ancho que avanzará más allá de las montañas por la Patagonia argentina hasta la costa atlántica.

Lo interesante será observar la corona solar, el resplandor alrededor del Sol eclipsado por la Luna, que en esta ocasión será mucho más asimétrica que en otras ocasiones, explicó el astrónomo Hugo Messias, miembro del observatorio ALMA, el más grande del mundo, ubicado en el Desierto de Atacama, al norte de Chile.

Además, detalló el experto, esta será una ocasión única para los científicos pues será una oportunidad de que puedan observar los campos magnéticos saliendo de los polos del Sol.

“Un fenómeno como este también nos ayudará a los investigadores a trasladar la realidad astronómica al día a día de las personas”, agregó en una rueda de prensa virtual.

El evento podrá observarse parcialmente en varios países de América del Sur como Perú, Bolivia, Uruguay o Paraguay, pero será en Chile y Argentina donde se podrá apreciar en su totalidad.

En Chile, uno de los lugares que posee los cielos más limpios del mundo para la observación estelar, las zonas más adecuadas para observar el eclipse se ubican en el sur del país, en las regiones de la Araucanía, los Ríos y Biobío.

La astrofísica de la Universidad Autónoma de Chile, Angie Barr, explicó que será necesario que se den unas condiciones climatológicas favorables y que no llueva para que pueda observarse este fenómeno.

A horas del eclipse, no está nada claro si el fenómeno astronómico podrán verlo los miles de turistas que llegaron a la región de La Araucanía -800 km al sur de Santiago-, ni los científicos apostados en la falda del volcán Villarrica con sus telescopios, preparados desde hace días para enfocar el segundo eclipse consecutivo en este país.

La lluvia fue constante en los días previos debido a un frente climático que cubrió de nubes y arremetió con vientos en toda la zona de avistamiento del eclipse. Sin embargo, la apacible tarde del domingo y el cielo azul que se abrió tras la densa nubosidad con la que amaneció ese día, daba esperanzas para que se repita la misma dinámica este lunes.

Un eclipse en pandemia

El 2 de julio de 2019 tuvo lugar otro fenómeno similar, con un eclipse que en Chile cubrió en su totalidad desde la región de Coquimbo hasta Atacama, al norte del país y reunió a cientos de miles de turistas de todas partes del mundo.

En esta ocasión, el fenómeno tendrá lugar en plena pandemia de la covid-19, por lo que las autoridades ya prepararon protocolos para evitar aglomeraciones en puntos clave como playas, parques y cerros desde los que se tiene una buena panorámica.

“Queremos tener un evento que no se empañe con las restricciones sanitarias, pero que no suponga un riesgo para los ciudadanos de nuestra región”, afirmó Pía Bersezio, portavoz gubernamental del eclipse.

Para poder observarlo no es necesario acudir a un lugar público, recordó Bersezio, sino se podrá hacer de las casas particulares, siendo imprescindible proteger los ojos con unas gafas adecuadas que bloqueen la luz ultravioleta e infrarroja que no podrán compartirse para evitar la propagación del nuevo coronavirus.

“Este fenómeno histórico nos permitirá ver cómo el astroturismo cobra aún más relevancia para nuestro país”, concluyó.

Síguenos en Google Noticias