Publicidad
28 Jan 2021 - 11:52 p. m.

El ‘Reloj del Apocalipsis’ sigue estando a cien segundos de la catástrofe

El Boletín de Científicos Atómicos dio a conocer su diagnóstico sobre el riesgo que afronta la humanidad para exterminarse. Para medirlo, creó en 1947 un reloj simbólico, llamado el Reloj del Apocalipsis, que es actualizado cada año con las principales amenazas y catástrofes de la humanidad.
El Boletín de Científicos Atómicos sique poniendo el reloj a 100 segundos hasta la medianoche o la llegada del "apocalipsis".
El Boletín de Científicos Atómicos sique poniendo el reloj a 100 segundos hasta la medianoche o la llegada del "apocalipsis".
Foto: Boletín de Científicos Atómicos

Como es tradicional, cada año el Boletín de Científicos Atómicos da a conocer su diagnóstico sobre el riesgo que afronta la humanidad para exterminarse. De acuerdo con el grupo, que cuenta con más de 10 premios Nóbel en sus filas, la humanidad nunca había estado tan cerca de su propio fin, incluso este panorama ni siquiera lo habían visto “en el apogeo de la Guerra Fría”, señalaron. (Lea: “La ciencia está teniendo éxito, pero la solidaridad está fallando”: ONU)

El año pasado, el grupo adelantó el Reloj del Apocalipsis hasta marcar 100 segundos para la medianoche. Destacaron, una vez más, que el cambio climático, la inestabilidad política creada por líderes mundiales, posibles guerras nucleares y otras amenazas, como la pandemia, son las principales amenazas que afronta la humanidad.

De acuerdo con el grupo de científicos, quienes actualizan el reloj cada año con las principales amenazas y catástrofes de la humanidad, para esta época de crisis, los gobiernos renunciaron con mucha frecuencia a sus responsabilidades, ignoraron los consejos científicos, no cooperaron ni se comunicaron de manera eficaz y tampoco protegieron la salud y el bienestar de sus ciudadanos.

Rachel Bronson, presidenta de este grupo de científicos, aseguró que “las manecillas del Reloj del Apocalipsis permanecen en 100 segundos antes de la medianoche, tan cerca de la medianoche como nunca. La letal e inspiradora pandemia de COVID-19 sirve como una llamada de atención histórica, una ilustración vívida de que los gobiernos nacionales y las organizaciones internacionales no están preparados para manejar las amenazas que verdaderamente ponen fin a la civilización como las armas nucleares y el cambio climático”. (Puede leer: “El COVID-19 pudo haber cambiado la ciencia para siempre”)

Para Bronson, “el COVID-19 no eliminará a la humanidad, pero es un ejemplo claro de que las autoridades de todo el planeta no son capaces de afrontar peligros globales como la emergencia climática. Como podemos ver con la pandemia actual, algo tan pequeño como una mutación viral podría acercarnos al día del juicio final. Debemos seguir tomándonos esta amenaza en serio”.

Todos los años el grupo de expertos, en el que se incluyen 13 galardonados con el Premio Nobel, dio a conocer su diagnóstico sobre el riesgo de exterminarse que afronta la humanidad por medio de este reloj simbólico que muestra los segundos que nos quedan hasta media noche, es decir, hasta el fin del mundo. En 2018 y en 2019 el reloj indicaba dos minutos para la medianoche, pero en el último año la manecilla avanzó 20 segundos y llegó a lo más cerca del apocalipsis de lo que ha estado. (Le puede interesar: Estos fueron los hechos científicos más importantes en 2020)

El Boletín creó en 1947 esta reloj como un objeto simbólico para denuncia el peligro de autodestrucción al que se acercaba la humanidad. Aunque principalmente surgió para alertar del riesgo de las bombas atómicas a lo largo de los años se han agregado otras amenazas, como una catástrofe nuclear, el cambio climático, la biotecnología y la inteligencia artificial.

El reloj simbólico también ha empezado a tener sus detractores. El físico Lwrence Krauss, quien fue miembro del consejo del Boletín de Científicos Atómicos de 2009 a 2018, ha pedido que se pare el reloj para siempre en un artículo del Wall Street Journal. Según Krauss, el reloj ha perdido su razón de ser: “Hay un problema más profundo. No solo el Doomsday Clock (Reloj del Apocalipsis) no es científico; sino que los factores que lo determinan actualmente están más dominados por cuestiones políticas que científicas”, añadió. (Puede leer: Quedan 100 segundos para el fin del mundo según el “reloj del apocalipsis”)

Síguenos en Google Noticias