28 Jan 2017 - 10:22 p. m.

La ciencia contraataca a Trump desde Twitter

Después de que el presidente de Estados Unidos prohibiera a la Agencia de Protección Ambiental hablar con la prensa, la red social se llenó de cuentas no oficiales que buscan reemplazar a las de las agencias científicas gubernamentales.

Redacción Ciencia

Varias cuentas no oficiales de la NASA aparecieron en Twitter. / Twitter
Varias cuentas no oficiales de la NASA aparecieron en Twitter. / Twitter

Esta semana, al prohibirle a la Agencia de Protección de Medioambiente (EPA) informar a la prensa, la guerra que Trump le había declarado a la ciencia pasó de la palabra al hecho. Una mala elección por parte del presidente de los Estados Unidos que, en vez de callar, terminó por despertar la unión entre científicos, ciudadanos y redes sociales. (Lea también: Trump prohíbe a la Agencia de Protección Medioambiental informar a la prensa)

Autodenominadas como versiones “canallas” (rogue, en inglés) de las instituciones científicas gubernamentales, en Twitter empezaron a aparecer nuevas cuentas que empezaron a bombardean información y datos científicos. Esos que Trump pretende callar.

La primera en dar el paso fue la cuenta AltUSNatParkService (@AltNatParkSer) que se creó este 24 de enero, como representante no oficial del Servicio de Parques Nacionales de Estados Unidos, y empezó a mandar trinos sobre cómo el cambio climático está afectando estos mismos parques y al planeta entero. Ya tiene 14,000 seguidores. En varias ocasiones Trump ha demostrado ser un negacionista  del cambio climático.

De hecho, esta última apareció después de que varios trinos hechos por la cuenta oficial del Parque Nacional Badlands, en los que se afirmaba que sí existía el cambio climático, fueran borrados.  Y, desde entonces, una oleada de cuentas “canallas” empezaron a proliferar.

Los trinos del Parque Nacional Badlands, en los que se afirmaba que sí existía el cambio climático, fueran borrados

Los trinos del Parque Nacional Badlands, en los que se afirmaba que sí existía el cambio climático, fueran borrados.

Sólo para sustituir no oficialmente a la NASA, ahora Twitter tiene las cuentas rebeldes de @NASAGoneRogue, que se describe a sí misma como “empleados de la Nasa tomando una posición”; @RogueNASA, en cuyo perfil se puede leer “cuenta no oficial de Resistencia de la NASA. No manejada por empleados. Venga por los hechos”, y @NASARogue, “rebeldes con causa”.

Igualmente, fueran varias las copias de cuentas de agencias federales de ciencia las que empezaron a nacer. Una para el Departamento de Agricultura, otra para la EPA y una más para la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica (NOAA). @altUSDA, @altUSEPA, @rogue_NOAA y @alternativeNWS, son los nombres de las cuentas en las que puede seguirlas.

No obstante, parece ser que el rápido éxito que han tenido estas cuentas, también terminó por intimidar a sus creadores. Según advierte la revista Scientific American, la cuenta falsa del Servicio de Parques Nacionales trinó, sólo dos días después de ser creada, que pasaría su dominio a activistas y periodistas con experiencia científica para garantizar que la información compartida fuera cierta.

Lo cierto, sin embargo, es que los científicos no se van a dejar callar. No en vano ya varios han creado movimientos políticos como 314 Action y muchos ya anunciaron que se unirán a la iniciativa Scientists´March on Washington. Una protesta masiva que realizarán los científicos de Estados Unidos en la capital de su país en el mes de marzo. (Lea también: Los científicos que se lanzarán a la política para enfrentar a Trump)

Síguenos en Google Noticias

Temas relacionados

CienciamarchasTwitterTrump