Publicidad
18 Feb 2022 - 5:38 p. m.

Un año de la llegada del robot Perseverance a Marte. ¿Qué ha descubierto?

Hace un año el robot Perseverance de la NASA llegó a Marte. Estos son algunos de sus avances.
Las tareas pendientes que tiene el robot Perseverance son llegar al delta por el que fluyó un río, recolectar muestras y concentrarlas en el borde del cráter para que futuras misiones las recojan.
Las tareas pendientes que tiene el robot Perseverance son llegar al delta por el que fluyó un río, recolectar muestras y concentrarlas en el borde del cráter para que futuras misiones las recojan.
Foto: NASA/JPL-Caltech.

El robot Perseverance de la NASA llegó a Marte hace un año. Aterrizó en el cráter Jezero con el objetivo de encontrar señales de vidas pasadas y hasta ahora ha recorrido más de 3 kilómetros en ese planeta.

Durante este año, Perseverance descubrió que el suelo del cráter Jezero se compone de rocas ígneas y que se formó tras un proceso de solidificación de las rocas de hace miles de millones de años. El descubrimiento de las rocas ígneas permitirá que los científicos analicen los elementos de su interior para saber la edad de las rocas, lo que definirá, por primera vez, una fecha de las rocas de lugares específicos de Marte. El robot también ha perforado rocas ígneas que fueron alteradas por el agua.

Perseverance también ha estado alrededor de un área de dunas (acumulaciones de arena) denominada Seitah, en donde recopiló dos pares de muestras. Los científicos observaron que también eran igneos, contrario a lo que creían de que estas serían sedimentarias porque parecían tener varias capas. (Lea: Con una prueba de ADN se podrían detectar trastornos neurológicos)

Las rocas que se han analizado a través del robot tienen granos de un mineral llamado olivino, que están encerrados en piroxeno, otro mineral. Estos mismos minerales se encuentran en áreas volcánicas de la Tierra. Para los científicos, las muestras evidencian que las rocas Seitah se formaron cuando una gran roca fundida se enfrió y el olivino se habría fundido y luego se habrían formado los granos de piroxeno a su alrededor, dando la apariencia de varias capas.

Se espera que el rover se acerque al delta en donde anteriormente hubo un río, pues este sería un entorno en el que pudo haber vida. Se estima que, con los 240m que Perseverance recorre diariamente, llegue al delta en abril. (Lea: Logran editar el genoma de la garrapata. ¿Por qué puede ser una buena noticia?)

La misión del robot es recolectar mínimo 30 muestras de roca, atmósfera y tierra que deberá concentrar en un lugar en el que serán recogidas por futuras misiones, un plan en el que la NASA y la Agencia Espacial Europea trabajan y que no se realizaría antes de 2031.

Este robot trabaja a un ritmo mayor que el robot Curiosity, que llegó a Marte en 2012 y explora el cráter Gale. Perseverance está acompañado por el helicóptero Ingenuity, que los científicos esperaban que hiciera cinco vuelos diarios durante 30 días , pero apenas ha realizado 19. Si se mantiene hasta que el robot llegue al delta, podría ayudarle a recolectar más muestras. (Le puede interesar: Explorador de Rayos X de la NASA envía primera imagen desde el espacio)

Síguenos en Google Noticias