14 Jan 2022 - 6:14 p. m.

Encontraron dos reptiles de Medio Oriente en encomienda que iba para Cali

El paquete llegó desde Bogotá. La Corporación Autónoma Regional del Valle informó que los animales iban en diferentes cajas y para distintos destinatarios.
La Policía Ambiental indicó que interpondrá una denuncia contra la persona que despachó las encomiendas.
La Policía Ambiental indicó que interpondrá una denuncia contra la persona que despachó las encomiendas.
Foto: CVC- CAR del Valle del Cauca

Dentro de cajas, una empresa transportadora encontró dos geckos leopardo (Eublepharis macularius), es decir dos tipos de lagartos de medio oriente, que habían sido enviados desde Bogotá a dos destinos distintos en Cali.

Lea: ¿Lobo o perro? Harán pruebas genéticas a animal que estaría en cautiverio en Rionegro

La sospecha se dio porque, en un punto de acopio en Yumbo, identificaron que una caja bien embalada se movía bastante. “Se hizo la verificación y nos encontramos con el animal. Igual situación sucedió al otro día (sábado). Las especies, que iban para Cali, a distintos destinatarios, fueron incautadas y dejadas a disposición de la CVC”, señaló el intendente Jorge Milton Arias de la Policía Ambiental de Cali.

Según informó la Corporación Autónoma Regional del Valle del Cauca (CVC) este tipo de reptil exótico de Medio Oriente se ha convertido en una especie de alto tráfico, por lo que hicieron el llamado a abstenerse de comercializar o comprar animales no doméstico, ya que el tráfico de especies es penalizado en el país.

Por su parte, la Policía advirtió que estos reptiles junto con los erizos africanos, ajolotes, ranas albinas y otros tipos de animales exóticos son comercializados por redes sociales, por lo que reiteraron el llamado a no adquirirlos ni sacarlos de sus ambientes naturales.

“En Colombia es ilegal la comercialización, cría y tenencia como mascota de esta especie. Además, en caso de ser liberadas en un medio natural, por no tener controladores biológicos, podrían poner en riesgo la salud de los ecosistemas naturales y las especies nativas, desplazándolas, compitiendo con ellas por recursos y volviéndose una plaga”, indicó Reisa Valencia, bióloga de la CVC.

Tras el hallazgo, la Policía Ambiental informó que interpondrá una denuncia contra la persona que despachó la encomienda por el delito de manejo ilícito de especies exóticas y tráfico ilegal, mientras que la CVC anunció que los dos reptiles se encuentran en el Centro de Atención y Valoración de Fauna Silvestre San Emigdio en Palmira.

Recibe alertas desde Google News