5 Mar 2020 - 9:19 p. m.

Denuncian que aspirante a operar el PAE de Pitalito (Huila) participó en revisión de pliegos del concurso

La audiencia de adjudicación de contrato para la alimentación escolar de 2020 fue este jueves. El negocio es por $4.069 millones. Camilo Andrés Guzmán, exasesor de contratación de la alcaldía, representa a la Unión Temporal Fundanutrición, que ganó en 2018 y 2019, cuando él evaluaba a las empresas que concursaban y que aspira a quedarse otra vez con el negocio.

- Redacción Nacional

En la tarde de este jueves se llevó a cabo la audiencia de adjudicación del contrato de operación del Programa de Alimentación Escolar en Pitalito (Huila). Sin embargo, algunos proponentes denunciaron en plena sesión que se estaría generando un conflicto de intereses con el señor Camilo Andrés Guzmán Torres, quien es el representante legal de la Unión Temporal Fundanutrición, uno de los concursantes, pero quien al mismo tiempo ejerció como asesor jurídico de la alcaldía y fue una de las personas que construyó y revisó los pliegos de las condiciones para la contratación pública. 

Según la denuncia, revelada a El Espectador, Guzmán Torres ha sido asesor jurídico externo de la alcaldía en varias ocasiones y también ha representado a otras empresas que han concursado por los contratos del PAE. Un vocero de otro proponente, le dijo a este diario que "en los años 2018 y 2019, Camilo Andrés Guzmán fue asesor de contratación estatal en la alcaldía de Pitalito y participó como miembro principal del comité evaluador que elegía a las empresas que ganaban los contratos y en esos dos años, ganó el mismo operador del que él es apoderado". 

Lea también: ¿Qué pasa con el PAE en Atlántico?

Otra de las irregularidades denunciadas es que, luego de la emisión del pliego donde estaban consignadas las características con las que se evaluarían a los concursantes, se realizó una aclaración a dicho documento. Es decir, fueron modificadas las reglas y características iniciales con las que la alcaldía valoraría cada propuesta. 

De acuerdo con la denuncia, la evaluadora técnica del municipio, Diana Alejandra Vargas Pérez, afirmó que el proceso de contratación se podía evaluar de dos maneras: bajo las condiciones y características que se habían establecido en el primer pliego, (el que, según los otros concursantes, revisó Camilo Andrés Guzmán), y la modificación que se realizó después. 

Le puede interesar: Gobierno anunció cambios en el programa de alimentación escolar

"Es un comportamiento jurídico e ilegal, tener dos criterios de evaluación para una contratación pública. Pedimos que se evalúe la última versión del pliego, pero no ambas porque se favorecería al abogado involucrado en los contratos", dijo uno de los denunciantes. 

El contrato con el que se adjudicaría la operación del Programa de Alimentación Escolar en Pitalito, tiene un valor de $ 4.069 millones y el que gane el contrato, sería el encargado de distribuir las raciones de alimentos de todos los estudiantes de escuelas oficiales del municipio, durante este año escolar 2020. 

Comparte: