Publicidad
31 Aug 2021 - 6:22 p. m.

En Lebrija, Santander, se oponen a la construcción de un relleno sanitario

Los concejales respaldan la posición de la comunidad, que rechaza el funcionamiento de un relleno sanitario en Lebrija.
El relleno sanitario recibía, en promedio, 1.000 toneladas de basura al día, incluidas las de Lebrija.
El relleno sanitario recibía, en promedio, 1.000 toneladas de basura al día, incluidas las de Lebrija.
Foto: Cortesía Alcaldía de Bucaramanga

El concejo de Lebrija se opone rotundamente a la construcción de un relleno sanitario en el municipio, como reemplazo de El Carrasco. En medio de una sesión plenaria, los concejales dejaron clara su posición debido a que una de las opciones para reemplazar el relleno sanitario ubicado en Bucaramanga es Lebrija.

“Se aprobó por unanimidad la proposición presentada por varios concejales, mediante la cual hace saber a la comunidad lebrijense que la corporación se opone rotundamente a la instalación y funcionamiento del relleno sanitario para la disposición final de residuos sólidos en la jurisdicción del municipio de Lebrija, en Santander”, manifestaron en un comunicado.

También puede leer: Basuras en Santander: crisis sin solución a la vista

El pronunciamiento se da debido a que desde el 13 de agosto, por orden judicial del juez 15 de Bucaramanga , está cerrado el relleno sanitario El Carrasco, que normalmente recibía las basuras de 16 municipios de Santander, incluidas las de Lebrija. Sin embargo, al no existir una solución se siguen disponiendo temporalmente las basuras allí.

El concejo de Lebrija apoya la posición de los habitantes del municipio quienes también han manifestado su negativa ante la posibilidad de construir el relleno sanitario allí. “Nos permitimos informar que apoyamos a las comunidades residentes en el sector rural, en especial, a los habitantes del corregimiento Uribe - Uribe, así como a los habitantes de la vereda El Líbano y sectores aledaños”.

Le puede interesar: Estamos tirándonos la responsabilidad: Aguilar sobre El Carrasco

Lo que manifiestan las comunidades es que al construir un sitio de disposición final en Lebrija, esto impactaría negativamente el desarrollo y crecimiento de las actividades agropecuarias lo que representa la fuente de ingreso de las familias campesinas de la zona. Además, sostienen que un relleno sanitario traería posibles afectaciones a las fuente hídricas que abastecen varios acueductos rurales.

El director de la Empresa de Aseo de Bucaramanga, EMAB, ya había dicho en entrevista con El Espectador, que uno de las opciones más viables como reemplazo de El Carrasco era un predio ubicado en Lebrija. Sin embargo, sostuvo que la comunidad no permitió terminar de realizar los estudios en ese lote.

Recibe alertas desde Google News