En la Liga Águila, unos van alegres y otros van llorando

Nacional, América y Júnior aseguraron matemáticamente su cupo en los cuadrangulares. Santa Fe ya es sexto y Millonarios salió de los ocho.

Edwin Herrera marcó el segundo tanto cardenal en la victoria sobre Unión Magdalena.
Edwin Herrera marcó el segundo tanto cardenal en la victoria sobre Unión Magdalena.Cristian Garavito

Está claro que en los torneos del fútbol profesional colombiano no importa cómo arrancan los equipos, sino cómo terminan. Aunque es importante sumar puntos desde las primeras fechas, la clave está en cerrar bien la fase clasificatoria y llegar en buen nivel a los cuadrangulares o cuartos de final, dependiendo el sistema del campeonato.

Y eso lo confirmaron este semestre Nacional, América y Júnior, los primeros tres clubes que aseguraron un lugar en la siguiente fase. También Santa Fe, colero hasta hace nueve fechas y ahora sexto, dependiendo de sí mismo para clasificar.

Los verdolagas, nuevamente bajo las órdenes de Juan Carlos Osorio, tuvieron un arranque dubitativo, pero cuando implementaron nuevamente la idea del técnico risaraldense comenzaron a ganar. Tanto, que con tres fechas de anticipación aseguraron un lugar entre los ocho, así futbolísticamente todavía no enamoren a sus hinchas.

América también ha tenido muchos altibajos. De la mano del técnico Alexander Guimaraes ha mostrado tantas virtudes como defectos, pero parece ir en ascenso justo en el cierre del Todos contra Todos. No en vano venció a Millonarios en El Campín y a Nacional en el Pascual Guerrero. Clasificó superando en franca lid a dos históricos.

Algo similar ocurrió con el Júnior de Barranquilla, bicampeón de la Liga. En la primera parte del torneo se veía un equipo cansado, desgastado, pero tomó un nuevo aire y mejoró en las últimas jornadas, al igual que el Tolima de Alberto Gamero, que de estar prácticamente eliminado hace cinco fechas, se metió entre los ocho.

Y ni qué decir de Santa Fe, 10 fechas invicto, con dos empates y ocho victorias, la última anoche 2-0 ante Unión Magdalena, una racha positiva inimaginable hace apenas dos meses.

Caso contrario es lo que les está pasando a Millonarios y Alianza Petrolera. Ambos cabalgaron buena parte del campeonato, pero se vinieron abajo, mucho más los embajadores que los barranqueños, a quienes los ahorros todavía les alcanzan para estar entre los ocho.

En sus últimas cinco presentaciones en la Liga Águila, los azules solamente han sumado un punto y han jugado decididamente mal. Eso sí, la plantilla que dirige Jorge Luis Pinto ha tenido que lidiar con múltiples lesiones y expulsiones que han complicado aún más las cosas.

“Hemos sido un poco irregulares. En defensa hemos cometido errores puntuales en momentos determinantes que nos han costado caro. Lo que sí acepto es que nos falta claridad de la mitad para arriba, generar y concretar más opciones de gol. Estamos en un momento complejo, duro. Está claro que ahora nos toca tratar de ganarle a Santa Fe y jugarnos la vida en Rionegro. Va a ser difícil, pero tenemos que estar convencidos de que tenemos con qué hacerlo”, aseguró el estratega embajador luego de la derrota del sábado 1-0 ante Júnior, en Barranquilla.

En caso de que los azules no entren a las finales, algo que no sería sorpresivo porque ahora están décimos detrás del Medellín y su nivel futbolístico no parece mejorar, dependerán de otros resultados para lograr un cupo a Copa Libertadores vía Reclasificación, que es la tabla general del año.

El primero ahí, que no sea campeón, logra tiquete al torneo internacional. Millos tiene 77 puntos, por 76 de Júnior, que logró el título en el primer semestre. América suma 73, Tolima 72, Pasto 69, pero quedará eliminado y no sumará más, Nacional 68 y Cali 67. Esos dos equipos tienen la mayor opción para sobrepasar al club bogotano.

La lucha por el descenso

Pero si hay emociones en la parte media de la tabla, en la cola la incertidumbre es mayor. Atlético Huila tiene 131 puntos, Unión Magdalena 132, Jaguares de Córdoba 133, Águilas 134 y Envigado 135, con seis unidades por disputar. Dos de esos clubes jugarán en la B en 2020.

“Vamos a pelear hasta el final, hay que darlo todo en la cancha, respetar la camiseta y tratar de sacar los resultados. No será por falta de actitud que se pierda la categoría”, explicó el volante Michael Ordóñez, anotador del gol huilense en el empate en Manizales. El club opita recibirá en la próxima fecha a Medellín y cerrará en casa de Jaguares, en un duelo para alquilar balcón.

La jornada 19 de la Liga Águila se disputará entre el martes 21 y el viernes 24 de octubre. El miércoles, desde las 8:15 p.m., Millonarios enfrentará a Santa Fe en un clásico que podría definir cuál de los dos sigue en el torneo.

El próximo fin de semana no habrá fútbol profesional por las elecciones regionales en el país.

 
 

 

886991

2019-10-20T21:40:26-05:00

article

2019-10-20T22:18:04-05:00

[email protected]

none

Redacción deportes

Fútbol colombiano

En la Liga Águila, unos van alegres y otros van llorando

57

5102

5159