Alberto Gamero ya se vistió de tiburón

El técnico samario de 52 años fue presentado este martes como nuevo entrenador del Júnior de Barranquilla.

Alberto Gamero, nuevo técnico del Júnior de Barranquilla. / El Espectador
Alberto Gamero, nuevo técnico del Júnior de Barranquilla. / El Espectador

Tuvieron que pasar 10 años, tres equipos y dos títulos como entrenador para que Alberto Gamero pudiera cumplir uno de sus sueños como director técnico: sentarse en el banquillo del Júnior de Barranquilla. Este martes, en el hotel Dan Carlton de la capital del Atlántico, fue presentado como nuevo estratega del club costeño, en reemplazo de Giovanni Hernández, quien no cumplió con las expectativas. “Es un sueño muy bonito y grande que tenía, todo costeño quiere estar en Júnior”, reconoció el samario de 52 años, que viene de ser subcampeón del fútbol colombiano con el Deportes Tolima.

De hecho, su desvinculación del equipo pijao no fue fácil, pues la hinchada de Ibagué se había encariñado con él y los resultados deportivos habían sido positivos. Tanto así, que el máximo accionista del equipo, Gabriel Camrgo, quería que él siguiera, pero fue imposible competir con la propuesta económica que le hizo el Júnior.

Roberto Char, Antonio Char y Jimmy Char, directivos del cuadro tiburón, fueron los encargados de entregarle a Gamero la camiseta roja y blanca. Apenas la tuvo en sus manos y se la puso, el DT se comprometió y soltó una contundente frase: “Vamos a pelear los tres torneos, Júnior tiene que buscar los primeros lugares siempre”.

El principal reto del Sonero, como le dicen a Gamero desde su época de jugador, será tener una buena participación en la Copa Libertadores de América, certamen en el que el Júnior no ha figurado desde 2012, cuando participó por última vez en la fase de grupos, quedando eliminado tras enfrentar a Universidad Católica de Chile, Bolívar de Bolivia y Unión Española de Chile. En esta edición del torneo de clubes más importante de América, el cuadro costeño jugará ante Carabobo de Venezuela en la primera fase previa del certamen.

Respecto al tema de refuerzos, Gamero destacó que han llegado jugadores que le van a aportar mucho al equipo. No obstante, fue enfático en decir que hay que reforzarse mejor y darles la oportunidad a nuevos jugadores de las divisiones menores. “Vamos a abrirles la puerta a las divisiones menores y vamos a buscar jugadores costeños en el Júnior. Si no se producen futbolistas de las divisiones menores, cada día será más difícil traer jugadores”, confesó.

Además, mencionó algunos nombres que le gustaría que formaran parte de su plantel para la temporada que viene. “Me encantaría tener dos o tres jugadores de Tolima: Santiago Montoya, Fainer Torijano o Ángelo Rodríguez”, destacó, tras soltar una frase que le ha repetido a sus jugadores en Chicó y Tolima, equipos que dirigió en el pasado: “Mis futbolistas tienen que vivir para el fútbol, no vivir del fútbol. Tienen que ser profesionales”.

Los directivos del Júnior esperan dar otras grandes noticias a su hinchada antes de terminar el año, con refuerzos de categoría, de esos que venden abonos y llenan estadios. El gran deseo es el goleador Teófilo Gutiérrez, pero también podría llegar el volante que hizo parte de la selección de Colombia en el camino hacia Brasil 2014, Edwin Valencia, quien jugó hasta ese semestre en el Santos de Brasil.