1 Aug 2021 - 7:48 p. m.

El oro compartido entre Italia y Catar en el salto alto

Gianmarco Tamberi y Mutaz Essa Barshim renunciaron al desempate y compartieron el primer lugar. Uno de los grandes momentos de los Juegos Olímpicos de Tokio 2020.

Agencia AFP

Agencia AFP

El italiano Gianmarco Tamberi y el catarí Mutaz Essa Barshim se proclamaron campeones olímpicos en salto de altura en los Juegos Olímpicos de Tokio 2020, tras finalizar igualados y rechazar disputar un desempate en el que ya es uno de los grandes momentos de la cita japonesa.

Lea también: La mimesis y el destino de Mariana Pajón

Igualados, el juez explicó a los competidores que podían disputar un desempate o compartir el oro. Entonces los dos amigos se miraron, se estrecharon la mano y celebraron juntos el triunfo. Completó el podio con el bronce el bielorruso Maksim Nedasekau.

Los tres atletas habían superado los 2,37 metros, pero Barshim y Tamberi finalizaron en igualdad perfecta y compartieron la medalla de oro, aventajando a su rival por el menor número de intentos fallidos.

Lea también: Caterine Ibargüen, cuando no se necesita ganar para ser grande

Para Barshim, de 30 años, supone completar su colección de medallas tras haber logrado el bronce en Londres 2012 y la plata en Rio 2016.

Tamberi añade un oro olímpico a un palmarés en que ya figuraba el título mundial bajo techo de 2016 y el europeo del mismo año.

Lea también: Yulimar Rojas impuso récord mundial en el salto triple

Italia vivió uno de sus grandes momentos en los Juegos en un Estadio Olímpico de Tokio que fue testigo de dos medallas de oro en menos de diez minutos. Al título de Tamberi se unió el sorprendente triunfo de Lamont Marcell Jacobs en los 100 metros con un crono de 9 segundos y 80 centésimas (nuevo récord de Europa).

Lea también: Un italiano es el sucesor de Usain Bolt en los 100 metros

Comparte: