Publicidad
12 Nov 2021 - 4:10 a. m.

Dura derrota, pero no para dramatizar

La selección de Colombia cayó 1-0 en su visita a Brasil. Está obligada a ganarle el martes a Paraguay para seguir soñando con el Mundial de Catar 2022.
El delantero colombiano Duván Zapata tuvo una buena actuación en la primera parte, pero fue sustituido en el complemento, en la derrota ante Brasil.
El delantero colombiano Duván Zapata tuvo una buena actuación en la primera parte, pero fue sustituido en el complemento, en la derrota ante Brasil.
Foto: Agencia EFE

Con una muy buena presentación en la primera parte, pero bastante discreta en el complemento, la selección de fútbol de Colombia cayó 1-0 en su visita a Brasil, en el Arena Corinthians de São Paulo, por la fecha 13 de la eliminatoria suramericana al Mundial de Catar 2022.

Entérese de toda la actualidad deportiva en El Espectador

El equipo de Reinado Rueda mostró dos facetas muy diferentes. Una que ilusiona, porque en la etapa inicial le jugó mano a mano a Brasil, tanto en defensa como en ataque. Y otra que genera incertidumbre, pues desde muy temprano en la segunda parte se metió atrás a defender la igualdad. Y es premisa en el fútbol que equipo que sale a empatar, termina perdiendo. Recibió el gol y no tuvo plan B para buscar el arco rival. Otra vez se quedó sin ideas y ni siquiera tuvo rebeldía para pelear. Y un dato alarmante: completó cuatro partidos sin marcar gol.

Lo que dijo Reinaldo Rueda tras la derrota ante Brasil

La derrota, sin embargo, era previsible. Sumar ante el líder de la Eliminatoria no era una obligación. Sí lo será, en cambio, ganarle a Paraguay el próximo martes, desde las 6:00 p.m. en el estadio Metropolitano de Barranquilla (Gol Caracol), sobre todo porque Chile ganó en Asunción y desplazó a la tricolor del cuarto puesto, por diferencia de goles. Y Uruguay también podría hacerlo este viernes, si le gana a Argentina (6:00 p.m.), en el juego que cierra la jornada.

Un primer tiempo que ilusionó

Colombia jugó muy bien en la etapa inicial, como casi siempre cuando enfrenta rivales grandes e históricos. Fue un equipo compacto, sólido en defensa y con criterio a la hora de manejar la pelota. Tanto que se acercó cuatro veces al arco rival en remates de media distancia de Wílmar Barrios, Duván Zapata, Juan Guillermo Cuadrado y Luis Díaz.

Brasil no generó muchas llegadas. Las únicas de peligro fueron un rechazo de William Tesillo ante un centro de Danilo, que por poco es autogol, y un cabezazo de Marquinhos, justo antes del descanso.

David Ospina: “Merecíamos un poco más”

Fue un duelo muy físico, peleado, de roces, pero sin mala intención, más allá de que Neymar, fiel a su estilo, intentara ensuciar el juego a punta de protestas y piscinazos, que los jugadores colombianos supieron ignorar.

Otra de las virtudes de los muchachos de Reinaldo Rueda fue trabajar el partido en defensa, pero también en ataque. No se metió atrás e intentó manejar la pelota y terminar las acciones que generó en campo brasileño.

Fueron 45 minutos de alta calificación para los once guerreros colombianos, incluso para Johan Mojica y Wílmar Barrios, quienes fueron amonestados y no podrán jugar el martes frente a Paraguay.

Sometidos en el complemento

En el arranque de la segunda mitad se notó el cansancio en la tricolor y el deseo de los brasileños por buscar la victoria, pero Colombia mantuvo la concentración y siguió ordenado y compacto, con relevos y apoyos en marca, aunque con una que otra mala entrega. Pero no volvió a desdoblarse en ataque y en vez de manejar el balón, comenzó a rechazarlo, a pelotear y mandar a la guerra contra la defensa local a Duván Zapata y luego a Miguel Ángel Borja, quien lo reemplazó.

Ecuador, con paso firme rumbo a Catar

Parecía un partido controlado, pero Brasil huele sangre. Vio como Colombia se metía atrás y adelantó líneas. Se fue arrimando de a poco, esperando el error. Y en un pase de Marquinhos, que Neymar tocó de primera, Lucas Paquetá, entre los centrales, sacó un remate que no pudo controlar David Ospina.

Y Colombia no tuvo cómo reaccionar, porque además las variantes que implementó Rueda no funcionaron. Completamente sometido, el equipo nacional no generó opciones de peligro y se dedicó a ver jugar al scratch, que llegó a 34 puntos y aseguró matemáticamente un cupo al Mundial del año entrante.

Colombia se quedó en 16 puntos y tiene la obligación de ganarle a Paraguay en el Metropolitano para seguir en la pelea por uno de los cuatro tiquetes directos al Mundial o al menos el de repechaje.

Chile ganó en Asunción y le quitó a Colombia el cuarto puesto

Perder en Brasil no es para armar drama. Lo será no ganar el martes, porque ahí sí se pondría cuesta arriba el camino a Catar. Si la selección juega como lo hizo en la primera parte, hay razones para ser optimistas. Si lo hace como en el complemento, sufriremos para marcar gol, como se ha vuelto costumbre.

Ecuador hizo la tarea

Aunque terminó metido atrás y pidiendo tiempo, Ecuador cumplió con el pronóstico y le ganó a Venezuela, con un solitario gol del defensa Piero Hincapié, casi al cierre de la primera parte.

Con ese resultado, el equipo que dirige el técnico argentino Gustavo Alfaro, quien sigue renovando el plantel y utilizando muchos jugadores menores de 23 años, llegó a 20 puntos y se consolidó en la tercera casilla de la eliminatoria, por lo que está cada vez más cerca de la clasificación a Catar.

Uruguay, con muchas bajas, recibe a una Argentina embalada

Venezuela, que luchó hasta el final y vendió cara su derrota, sigue en el fondo de la tabla y completó 10 derrotas en 13 presentaciones, su peor campaña en muchos años.

Chile ganó y es cuarto

La selección chilena logró un valiosísimo triunfo en su visita a Paraguay gracias a un autogol del arquero Antony Silva, tras un cobro de tiro de esquina de Alexis Sánchez. El combinado austral, que lleva tres victorias en línea, quedó con 16 puntos, los mismos que Colombia, a la que supera en la cuarta casilla por mejor diferencia de goles. Paraguay se quedó con 12 unidades y el martes se jugará la vida en Barranquilla.

Recibe alertas desde Google News