Djokovic inicia el Masters de Londres derrotanto al austríaco Dominic Thiem

El serbio, tras ceder recientemente el número uno a Murray después de 122 semanas seguidas, necesita clasificarse para la final del torneo, ganando como mínimo dos encuentros de la primera fase, y después hacerse con el título si quiere recuperar el primer lugar.

El austríaco Dominic Thiem, uno de los dos novatos este año, provocó la reacción del serbio Novak Djokovic, quien al final se impuso por 6-7 (10), 6-0 y 6-2, en el primer partido del grupo John McEnroe del Masters. (Murray y Djokovic sueñan con cerrar el año en lo más alto del ranking ATP)

Thiem se apuntó el primer set a la séptima oportunidad, salvando una de Djokovic, pero después el nivel que exhibió el de Belgrado fue brutal, ganó el segundo parcial en tan solo 23 minutos, impuso su ley en el tercero y remató la contienda en dos horas y dos minutos.

Thiem, ganador este año de los torneos de Buenos Aires, Acapulco, Niza y Stuttgart, se jugó todo a una carta: ataque desesperado, pero se relajó luego en exceso. Cometió dos dobles faltas en las dos primeras bolas de set de que dispuso y luego se confió demasiado.

Mucho se juega Djokovic este año en el O2. Tras ceder recientemente el número uno al británico Andy Murray después de 122 semanas seguidas, necesita clasificarse para la final del torneo, ganando como mínimo dos encuentros de la primera fase, y después hacerse con el título si quiere recuperar el cetro.

Esa tensión en el primer partido individual del torneo se notó en el brazo de Djokovic, que nunca antes había cedido un set en los tres partidos anteriores contra Thiem, en Shanghai 2014, y Miami y Roland Garros esta temporada.

Si gana el título, Djokovic sumaría su sexta corona, cuatro de ellas consecutivas, con lo que igualaría las seis del suizo Roger Federer, hombre récord de esta competición, y superaría al estadounidense Pete Sampras y al checo Ivan Lendl, ambos con cinco.

El portugués Jose Mourinho, entrenador del Manchester United, y el defensa español del Barcelona Gerard Piqué, observaron desde las gradas la gran reacción de Djokovic, que se inició tras ceder el primer parcial y justo después de recibir un aviso del juez de silla por conducta antideportiva al golpear una bola que fue hacia el público.

Tampoco quiso perdérselo el entrenador español Carlos Moyá, técnico del canadiense Milos Raonic, con quien Djokovic debe tener otra encarnizada batalla en el mismo grupo. 

 

últimas noticias

Federer, triste por la reforma de la Copa Davis

Aprobado el nuevo formato de la Copa Davis