Crecimiento de la economía no alcanzará para resolver descontento de los colombianos

Anif instó al gobierno a tramitar soluciones estructurales para los temas laborales, pensionales y fiscales, que se posicionan hoy como prioritarios para los ciudadanos que se han tomado las calles.

Jornada de protestas el 23 de noviembre de 2019 en Bogotá.Mauricio Alvarado - El Espectador

En su balance anual, la Asociación Nacional de Instituciones Financieras (Anif) destacó que la economía colombiana muestra una moderada recuperación, pues se prevé que el año cierre con un crecimiento de 3 %, superior al alcanzado en 2018 (2,6 %); sin embargo, considera que el logro seguirá siendo “insuficiente para cerrar una serie de brechas”.

Le recomendamos: En esta web podrá hacer sus aportes para solucionar demandas del paro nacional

Para Anif, los mayores problemas de 2019 estuvieron relacionados (en orden de importancia) con el deterioro del mercado laboral, los desbalances externos, los riesgos inflacionarios, el moderado crecimiento económico y los riesgos fiscales y tributarios.

“Dicho en otras palabras, Colombia no luce hoy mejor por las ansiadas aceleraciones, sino por los graves problemas de estancamiento económico y gobernabilidad de la región”, consigna el más reciente comentario económico de la semana, que es también el último del año.

Incluso Anif considera importante monitorear la capacidad del gobierno para tramitar soluciones estructurales en los frentes laborales-pensionales y fiscales luego de semanas de movilizaciones ciudadanas contra las políticas actuales relacionadas, según su lectura, con flexibilización laboral, cambios en el sistema pensional y reducción de impuestos: “las políticas y gestos populistas podrán calmar momentáneamente las marchas, pero en verdad solo posponen el descontento social. Si no se abordan los temas estructurales, son esas clases medias las que terminarán perjudicadas en el mediano plazo (cuando volverán con más ahínco a las calles).”

Respecto al escenario internacional, Anif mostró que la economía global está experimentando una desaceleración generalizada. Al cierre de este año el crecimiento sería de 2,7 %, cuando el año pasado fue de 3,3 %. La situación es particularmente difícil para los emergentes que crecerían 4,1 %, cifra menor a la de 2018 (4,8 %).

Estados Unidos pasaría de crecer 2,9 % en 2018 a 2,3 % en 2019; según Anif, el resultado sería fruto de la incertidumbre proveniente de la guerra comercial con China y la dilución del estímulo fiscal que hubo entre 2017 y 2018; lo que mantiene los temores de una recesión en los próximos 18 o 24 meses. Por su parte, la Zona Euro crecería apenas 1,2 % este año cuando en 2018 llegó a 1,9 %.

Mientras tanto, la asociación prevé que América Latina se expanda a tasas de 0,6 %, menos de la mitad de lo registrado un año atrás (1,4 %), debido a los malos indicadores en productividad y la menor demanda de commodities, sumado a “los agravantes del populismo económico” de Argentina y México y las recientes protestas en Chile o Colombia. Sus perspectivas no son optimista e insiste en que la región necesita reformas estructurales en frentes laborales, pensionales y fiscales, “todos temas espinosos”.

895898

2019-12-14T16:00:53-05:00

article

2019-12-14T16:00:53-05:00

pdelgado_251094

none

Redacción Economía.

Economía

Crecimiento de la economía no alcanzará para resolver descontento de los colombianos

86

3470

3556