Enviado de Juan Guaidó a EE.UU. promete apertura del sector petrolero

Según Carlos Vecchio, el gobierno encargado de Venezuela espera aumentar la producción de crudo e incentivar la inversión privada lo antes posible.

Carlos Vecchio, embajador de Guaidó en EE.UU. Bloomberg.

El gobierno encargado de Venezuela tiene la intención de eliminar los requisitos por los cuales el gigante petrolero estatal PDVSA debe mantener una participación controladora en empresas conjuntas, toda vez que busca reactivar el sector e incentivar la inversión privada, señaló Carlos Vecchio, representante de Juan Guaidó en Estados Unidos.

Le puede interesar: PDVSA, pilar de la economía venezolana que se desplomó en 20 años de chavismo

La medida es parte de un plan de mayor alcance de Guaidó, quien fue declarado presidente interino por la asamblea el mes pasado, para reactivar la economía venezolana centrándose en aumentar la producción de petróleo lo antes posible.

"Queremos ir hacia una economía abierta, queremos aumentar la producción de petróleo", comentó Vecchio en una entrevista realizada el lunes durante una visita a la oficina de Bloomberg en Washington. "La mayoría de la producción de petróleo que queremos aumentar será con el sector privado".

Vecchio se ha convertido en uno de los representantes más visibles y de voz fuerte de Guaidó en los días posteriores al anuncio del presidente Donald Trump que declaró ilegítimo el régimen de Nicolás Maduro y entregó todo su respaldo al asambleísta el 23 de enero. El enviado añadió que la principal prioridad es restablecer la estabilidad política, seguida de la reconstrucción de la economía. Espera también que puedan celebrarse elecciones antes de fin de año.

Parte del desafío económico consiste en tomar posesión de los activos de Venezuela en el extranjero y lograr el control de la junta directiva de Citgo, refinería estadounidense controlada por PDVSA. Manifestó que el gobierno de Guaidó quiere nombrar un nuevo directorio de Citgo, pero precisó que los empleados actuales de la compañía seguirían trabajando allí. También acotó que espera tener pronto el control de la embajada de Venezuela en Washington, sin dar más detalles.

Caída productiva

Venezuela enfrenta dificultades considerables para reconstruir su industria petrolera luego de más de una década de abandono y un historial de hostilidad hacia los inversionistas extranjeros. La producción petrolera del país cayó a un mínimo de 1,339 millones de barriles diarios el año pasado y ya se anticipa que caiga por debajo de la marca de un millón de barriles al día en 2019.

Vecchio aseguró que el gobierno cumplirá con toda deuda "legal" y "financiera", pero dejó abierta la posibilidad de no hacerse cargo de los acuerdos de deuda que suscribió el régimen de Maduro, bajo los cuales paga a los acreedores con petróleo. Eso afectaría principalmente a China, que según analistas le ha prestado al país unos US$70.000 millones, que en su mayoría deben devolverse a través de futuras entregas de crudo.

Le puede interesar: Ricardo Hausmann habla de su plan de recuperación para Venezuela

"Si el acuerdo firmado no fue aprobado por la Asamblea Nacional, no lo reconoceremos", aseveró Vecchio. Agregó que el equipo de Guaidó aún no ha hablado con funcionarios de Rusia, que sigue apoyando al régimen de Maduro, o China, que ha tomado una postura más neutral hasta el momento.

Acerca de los lazos económicos entre Venezuela y Rusia, China y Turquía, expresó que esos países deben reconocer que la corriente política se ha vuelto contra Maduro y sentenció: "Esperamos que mantengan su neutralidad en este momento. Eso facilitará nuestra relación en el futuro".

837917

2019-02-04T21:22:35-05:00

article

2019-02-04T21:22:35-05:00

vcortes_255962

none

Bloomberg.

Economía

Enviado de Juan Guaidó a EE.UU. promete apertura del sector petrolero

70

4352

4422