La app llegó a Colombia en mayo de 2017

La red social de la ropa usada

Trendier es una comunidad digital en la que sus usuarios pueden comprar y vender ropa con descuentos que llegan hasta el 80 %.

Trendier registra más de un millón de artículos en su plataforma. / Cortesía

En Trendier, encontrar ropa y accesorios de marcas lujosas como Luis Vuitton, Prada y Gucci, con descuentos de hasta el 80 %, es el pan de cada día.

Para Ana Jiménez, gerente de esta plataforma en Colombia, comercializar ropa usada en esta red social no es como ir a un mercado de pulgas y comprar prendas que no se sabe a quién pertenecían, pues existe la posibilidad de que los usuarios se conozcan a través de la información en sus perfiles.

Otra de las garantías que ofrece la app es que toda la ropa y accesorios ofertados cuentan con una supervisión en la que se miran las características del producto y, conforme a ello, que los precios se ajusten a sus especificaciones.

“Tenemos diferentes estados en los que tú puedes etiquetar la prenda para que el comprador sepa lo que va a recibir”, explica Jiménez. En total son cinco las categorías en las que un usuario puede clasificar su ropa: nuevo con etiqueta, nuevo sin etiqueta, puesto una vez (como un vestido de matrimonio, por ejemplo), en perfecto estado y usado.

Con los precios originales de las prendas en mente, y el estado en el que el usuario declare la ropa, Trendier recomienda un precio para venderla en la plataforma. “Si esto te valía $60.000 y es usado, el valor recomendado puede estar en un 80 % menos. Cada uno pone lo que quiere, pero nosotros sabemos lo que funciona y lo que el cliente estaría dispuesto a pagar”, afirma Jiménez.

Otro mecanismo que garantiza la calidad del servicio prestado en la plataforma es la supervisión de que la prenda llegue a l comprador en el mismo estado en el que fue declarado originalmente por el vendedor. Si esto no se cumple, de inmediato se hace la devolución, se sanciona el comerciante y se devuelve el dinero al cliente. “La idea es que la comunidad se vaya depurando y se pueda comprar prácticamente a ojos cerrados”, enfatiza Jiménez.

En una prueba de la aplicación se pudo comprobar que con apenas $100.000 se puede comprar un nuevo look’ zapatos, blusa, pantalón y uno que otro accesorio.

Trendier también puede ser vista como una forma de microemprendimiento, puesto que muchas personas se han dedicado a ganar dinero ofertando la ropa que ya no quieren. “Lo interesante que tiene la app es que puedes comprar prendas de lujo hasta con un 80 % de descuento. Tenemos marcas como Louis Vuitton, Prada y Gucci, entre otras”, asegura Jiménez, quien agrega que, para este tipo de productos, siempre se piden certificados y números de serie para garantizar su autenticidad.

Este emprendimiento es el fruto de un grupo empresarial con amplia participación española que vio en 2016 sus primeros resultados en México. Posteriormente, con su llegada a Colombia, en mayo de 2017, ha registrado un crecimiento interesante.

Mensualmente, su número de usuarios crece 30 %, logrando en su primer mes más de 65.000 prendas subidas. Actualmente, la app cuenta con más de un millón de artículos en línea, entre ropa y accesorios.

Trendier ha consolidado más de 1.000 ventas mensuales en el tiempo que lleva en el país. Uno de los aspectos interesantes con los que se ha topado la aplicación es que las marcas no son los únicos motores del comercio en línea, sino también personalidades reconocidas, como Flavia Dos Santos, que comercializa allí su ropa usada. En la plataforma se pueden encontrar prendas de unos 40 famosos que venden parte de su clóset en la app.

“Las cosas ya no hay que acumularlas, sólo las compramos, las usamos y, cuando nos cansamos, las ponemos a circular”, cuenta Jiménez sobre un modelo de consumo alternativo que proponen aplicaciones como esta.

Moda y mundo digital

Existen otras aplicaciones que han encontrado en la moda un nicho para crecer, parte de estas es The Hunt, una comunidad en la que tan solo subir la foto de una prenda es suficiente para saber dónde se puede comprar, qué tal luce, o conocer lugares para encontrar los mejores outfit.

Actualmente, esta app registra en Play Store más de 500.000 descargas y anuncia tener en su comunidad a más de 3.5 millones de personas, todas convocadas bajo una misma pasión: ir de compras.

“Necesito más kimonos: Amo los kimonos y los pantalones cortos, por favor alguien que encuentre ropa similar para mí”, es una de las publicaciones que usualmente se pueden encontrar en esta plataforma, estas son acompañadas por una imagen con la esperanza de ubicar un atuendo idéntico al que buscan.

Polivore es otra comunidad en línea que ayuda a sus usuarios a descubrir su mejor look, encontrar ofertas de ropa y descubrir tendencias de vestuario, entre otras opciones. Esta app consolida en la tienda digital de Google más de un millón de descargas.

“Renovamos el modelo tradicional de comercio electrónico al dar voz a todos en todas partes y así formar las tendencias actuales e influir en las compras. Nuestra comunidad global de estilistas comparte consejos sobre cómo combinar atuendos para aprovechar al máximo tu armario y predecir las tendencias antes de que lleguen a la corriente principal”, afirma la compañía.

La moda ha encontrado en la tecnología un buen aliado para hacer negocios.

Temas relacionados