29 Apr 2018 - 4:07 p. m.

Operaciones de Avianca pasan a El Dorado y las de Easy Fly y Satena, al Puente Aéreo

A partir de este domingo, 29 de abril, todas las operaciones domésticas de Avianca pasan al aeropuerto internacional. Las de Easy Fly y Satena quedarán en el Puente Aéreo.

Redacción Economía.

El Puente Aéreo, o terminal T2, fue construido por Avianca hace más de 35 años.  / Cortesía ANI
El Puente Aéreo, o terminal T2, fue construido por Avianca hace más de 35 años. / Cortesía ANI

A partir de este domingo las operaciones aéreas en Bogotá tendrán algunos cambios, pues todos los vuelos domésticos de Avianca que salen y llegan a la capital se moverán a través del Aeropuerto Internacional El Dorado (T1), mientras que al Puente Aéreo (T2) pasarán las operaciones de las compañías Easy Fly y Satena.

El objetivo de la transición, que se ha venido anunciando a lo largo de abril, es optimizar los tiempos de desplazamiento y los vuelos en conexión.

Las rutas aéreas de Avianca que están involucradas en este traslado son las que de Bogotá conducen a Armenia, Barrancabermeja, Bucaramanga, Cúcuta, Florencia, Ibagué, Leticia, Manizales, Montería, Neiva, Pasto, Popayán, Riohacha, Santa Marta, Villavicencio y Yopal.

Avianca informó que, durante la transición, como medida de prevención, “pondrá a disposición de sus clientes 250 personas programadas durante el fin de semana de traslado, así como buses para que los pasajeros que por equivocación lleguen al Puente Aéreo puedan dirigirse al Aeropuerto El Dorado de manera rápida y no pierdan su vuelo”.

Easy Fly, que lleva 10 años operando en Bogotá desde El Dorado, conecta a la capital con Yopal, Manizales, Neiva, Pereira, Popayán, Quibdó y La Macarena. Esos vuelos pasarán al Puente Aéreo.

De acuerdo con esa compañía aérea, presente en 23 ciudades, los pasajeros “podrán reducir sus tiempos de pre-abordaje, abordaje y recepción del equipaje hasta en un 65%. Con esto se espera generar mayor comodidad y optimización en el tiempo que nuestros clientes deben invertir en sus traslados”.

Satena, con 55 años de trayectoria en la industria, también ha dado despliegue al traslado. Esta compañía moverá al Puente Aéreo todos los vuelos hacia Apartadó, Arauca, Buenaventura, Corozal, Florencia, Inírida, Ipiales, La Macarena, Medellín, Mitú, Pasto, Pitalito, Puerto Asís, Puerto Carreño, Quibdó, San José Del Guaviare, San Vicente Del Caguán, Saravena, Tumaco y Villagarzón, destinos que representan el 54 % de su operación nacional y cuyo tráfico desde la ciudad de Bogotá supera los 300.000 pasajeros al año, según un comunicado oficial.

El pasado 11 de abril, el gerente general de Opaín, Álvaro González, anunció un monitoreo de la operación durante la primera semana de la transición para asegurar que sea eficiente, así como una serie de medidas de apoyo que incluyen duplicar la frecuencia de la flota de buses que conectan ambas terminales y coordinar el apoyo a los pasajeros que lleguen a la terminal equivocada.

Además, El Dorado pondrá a disposición de las aerolíneas y los viajeros un equipo que se encargará de proveer información las 24 horas, así como reaccionar ante cualquier contingencia. Por otro lado, un grupo de 20 personas ofrecerá información detallada a los viajeros en los puntos clave de ambas terminales.

Las aerolíneas se comprometieron a reacomodar a las personas que pierdan su vuelo durante esos días, con el fin de que se completen sin dificultad los traslados, y a exonerarlos de eventuales penalidades. Sin embargo, insistieron en la importancia de que los pasajeros lleguen a las terminales con suficiente anticipación y verifiquen el estado de su vuelo a través de los diferentes canales disponibles.

Recibe alertas desde Google News