Los países con mucha deuda son los más vulnerables

Proteccionismo frenará crecimiento mundial en 2019

Así lo advierte el Banco Central Europeo, que alerta sobre los efectos de la guerra comercial que libran Estados Unidos y China, pues Trump sigue amenazando con más aranceles.

Xi Jinping (presidente de China) y Donald Trump (presidente de Estados Unidos). AP.

El Banco Central Europeo (BCE) emitió un informe en el que alerta que la economía mundial se desacelerará el próximo año a causa del aumento del proteccionismo que frenará el crecimiento comercial. La advertencia se refiere claramente a la disputa entre Estados Unidos y China, pues ambas naciones se han impuesto aranceles por más de US$100.000 millones.

Para la entidad europea, si bien la actividad económica se ha mantenido resiliente en todo el mundo, también se ha vuelto más desigual. El crecimiento del comercio mundial se ha debilitado y las incertidumbres sobre las futuras relaciones comerciales han aumentado.

“Se anticipa que la actividad económica mundial se desacelere en 2019 y posteriormente se mantenga estable. La presión inflacionaria a nivel global debiera crecer lentamente a medida que disminuya la capacidad adicional”, explica el BCE.

El informe se conoce en medio de la volatilidad de los mercados bursátiles mundiales y en momentos en que el presidente de EE. UU., Donald Trump, sigue amenazando con aumentar los aranceles a unos US$200.000 millones en importaciones anuales desde China.

Estas amenazas son contradictorias tras la tregua comercial que pactaron ambas naciones el pasado 2 de diciembre, por lo que vuelve la incertidumbre mundial sobre esta disputa entre potencias económicas.

El BCE no es el único que proyecta días más difíciles para la economía global. Las compañías alemanas también se han vuelto más pesimistas sobre el panorama, según una encuesta anual del instituto IW de Colonia, divulgada el miércoles.

Solo siete de los 48 grupos de empleadores encuestados señalaron que la economía más grande de Europa está en mejor situación que hace un año y 21 afirmaron que las condiciones son peores. El ritmo más débil de la expansión global está perjudicando a las compañías exportadoras alemanas, sugirió el sondeo.

El BCE decidió este mes poner fin a su programa de compra de bonos de 2,6 billones (US$3 billones) a partir del próximo año. La autoridad monetaria seguirá manteniendo un importante estímulo monetario para impulsar la inflación y evitar “un mayor riesgo a la baja para la expansión”.

Asimismo, la entidad advierte que los países con mayor nivel de endeudamiento son los que mayor vulnerabilidad presentan en este escenario de menor crecimiento mundial y de proteccionismo.

 

últimas noticias

La ruta de la seda digital