En 2018 ingresaron US$6.338 millones

Remesas: vía por donde se pueden colar dineros ilícitos

Desde 2014, las remesas que llegaban de Venezuela se han desplomado: de un promedio de US$300 millones, han caído de US$80,1 millones en 2014 a US$0,22 millones el año pasado.

Las remesas representan el 1,7 % del PIB y equivalen al 14 % de las exportaciones totales. / Bloomberg

Las remesas que envían los colombianos desde el exterior a sus familiares siguen jugando un papel destacado en los ingresos nacionales, pese a que en algunas oportunidades podrían estar relacionadas con dineros ilícitos provenientes del auge del narcotráfico.

Galería: Estos son los sectores a los que llega el dinero que se invierte en Colombia

El año pasado, las remesas alcanzaron los US$6.338,8 millones, según cifras del Banco de la República, en las cuales se destaca que en enero de este año ingresaron US$501,7 millones. “En las dos últimas décadas, la dinámica de los recursos provenientes del exterior por concepto de remesas de trabajadores se refleja en la importancia que este flujo ha adquirido en los ingresos externos de Colombia y en el consumo de los hogares, en particular, en aquellas regiones en donde residen las familias receptoras”, revela el estudio Migración internacional y determinantes de las remesas de trabajadores en Colombia, presentado en la web del banco central colombiano.

“El crecimiento de las remesas se ha acentuado dado un desempeño favorable en términos de crecimiento en los países desarrollados”, sostiene Carolina Monzón, jefa de análisis económico de Itaú en Colombia. El dinamismo de estos recursos que ingresan a la economía colombiana no es ajeno “al impacto que pueda estar teniendo la expansión del narcotráfico desde Colombia sobre estos dineros que aparecen como ‘remesas’ del exterior”, dice un análisis de la Asociación Nacional de Instituciones Financieras (ANIF).

Las remesas han ido en constante crecimiento, pese a las dificultades de los países donde están presentes en buen número los colombianos, salvo el caso de Venezuela, donde se han revertido los papeles. Las remesas que llegaban del vecino país se han desplomado desde 2014: de un valor promedio de US$300 millones, han caído de US$80,1 millones en 2014 a US$0,22 millones el año pasado.

Hoy en día “son los venezolanos los que esperan con ansias las remesas enviadas desde Colombia por sus nacionales. Estas ingresan en gran parte por el mercado negro, donde el cambio del dólar los favorece mucho más, en comparación con la tasa de cambio fijada por el gobierno Maduro”, sostiene Sebastián Chacón Marín, director de la Escuela de Negocios y Desarrollo Internacional del Politécnico Grancolombiano.

Le puede interesar: Remesas: una vía que tienen los venezolanos para sobrevivir

El informe del banco central sostiene que “la migración a Venezuela se intensificó durante el auge petrolero de la década de los (setentas), el cual impulsó la demanda de mano de obra en dicho país. Esta migración correspondió en su mayoría a mano de obra femenina y jefes de hogar, cuya actividad principal estuvo asociada a la prestación de servicios personales y a la actividad agrícola”.

Según cifras de las Naciones Unidas, “en 2017 la migración colombiana en el exterior representó cerca del 1,1 % de la migración mundial y, después de México, Colombia es el país latinoamericano con mayor número de migrantes internacionales, aunque en términos relativos a la población total es superado por otros países”.

La analista del banco Itaú Colombia estima que “las remesas han ayudado a compensar el desbalance entre importaciones y exportaciones registrado con los menores niveles de precios del petróleo”, pero considera que para este año “el monto de remesas se pueda moderar como resultado de la desaceleración externa, y que junto con otros factores conlleve un mayor nivel de déficit en cuenta corriente, que podría alcanzar 4 %”.

Los principales países de origen de las remesas siguen siendo Estados Unidos, de donde llegaron US$2.944,6 millones el año pasado, y España, con US$942,4 millones. Además vienen repuntando las remesas provenientes de Chile, con US$394,2 millones, y Ecuador, con US$273,2 millones. Los crecientes influjos provenientes de Chile son producto del creciente número de inmigrantes colombianos a ese país, destaca la ANIF.

Lea también: Economías avanzadas y sólidas impulsan remesas a récord en 2018

“Las remesas enviadas a Colombia benefician principalmente a familiares del migrante y se destinan en su mayoría al pago de los gastos básicos del hogar”, reseña el estudio.

ANIF calcula que un poco más de medio millón de esos colombianos envían estos recursos a sus familiares en Valle del Cauca, que recibe el 29,4 %; Antioquia, con 17,4 %; Cundinamarca, 15,8 %, y Risaralda, con 9,5 %, principalmente.

Las remesas como proporción del PIB representan el 1,7 %, generan el 9 % de los ingresos corrientes de la balanza de pagos y equivalen al 14 % de las exportaciones totales.

845453

2019-03-17T21:00:31-05:00

article

2019-03-17T22:30:45-05:00

[email protected]

none

Jorge Sáenz V./ @JorgeS_v

Economía

Remesas: vía por donde se pueden colar dineros ilícitos

57

5858

5915