Resultado del proceso electoral colombiano inquieta a inversionistas: Fitch

La calificadora de riesgo reconoce que "la ortodoxia establecida de las políticas macroeconómicas y la independencia del banco central, hacen que sea difícil prever cambios sustanciales en la estructura económica de la nación”.

Resultado del proceso electoral colombiano inquieta a inversionistas: Fitch
Bloomberg News.

El candidato ganador para ocupar por cuatro años la Casa de Nariño, sede del Gobierno Nacional “puede aprobar políticas que afecten una gran cantidad de asuntos soberanos críticos para las compañías”, manifiesta un informe de la firma calificadora Fitch Ratings.

“Colombia tiene un número de retos que el próximo presidente debe solucionar, que incluyen un crecimiento económico bajo, deuda alta, y la implementación del Acuerdo de Paz”, dijo Natalia O’Byrne, directora Sénior de Corporativos en Fitch, reseña el informe de la firma internacional.

“Las empresas podrían beneficiarse de la intención de todos los candidatos de reducir el  impuesto a corporativos con el fin de incrementar la competitividad y atraer inversiones, mientras que sus diferentes puntos de vista en torno a la intervención potencial del Estado en temas que abarquen los derechos sobre la tierra, los préstamos y la energía, entre otros, afectarían sectores en diversos grados”, precisa el informe de la calificadora.

Fitch reconoce fortaleza de las instituciones del país. Señala que “sin importar el resultado de las elecciones, la fuerza de las instituciones fiscales y económicas de Colombia, la ortodoxia establecida de las políticas macroeconómicas y la independencia del banco central, hacen que sea difícil prever cambios sustanciales en la estructura económica de la nación”.

Recuerda que el próximo inquilino de la Casa de Nariño “debe resolver varios temas prioritarios, entre los que se destaca la definición de lo qué sucederá con el Acuerdo de Paz que se firmó con las Farc”.

El análisis sobre la economía colombiana recalca que se requiere acometer una reforma tributaria y pensional, a las que considera que “serán una prioridad”.

Los inversionistas están enfocados en aspectos como:

-¿Cuál es el impacto anticipado en el modelo económico colombiano?

-¿Cuáles son los cambios posibles para los sectores petrolero, gas y minero en Colombia, según cada candidato?

-¿Cuáles son las plataformas clave de los candidatos en cuanto a políticas tributarias y fiscales?

-¿Cómo se diferencian las propuestas de los candidatos en términos de los sistemas de salud y pensión?

-¿Cuál es el impacto potencial por sector para los corporativos más expuestos, según los diferentes resultados electorales?

Desde octubre del año pasado el Ministerio de Hacienda destacó que la agencia calificadora de riesgos Fitch Ratings ratificó la calificación de largo plazo en moneda extranjera y local de la Nación en BBB, con una perspectiva Estable.

En ese momento el Gobierno consideró que Fitch Ratings ratificó el compromiso y credibilidad de las políticas macroeconómicas del país.

La decisión de ratificar la calificación de la Nación, es consecuencia de la respuesta que ha teniido el país para ajustarse a la fuerte caída de los precios del petróleo, la recuperación en lo corrido del año de la cuenta corriente gracias al aumento de las exportaciones no tradicionales y la estabilización de la inflación en 3,97% ubicándose dentro del rango meta del Banco de la Republica (2,0%-4,0%), dice el Ministerio de Hacienda en un comunicado de 2017.