Publicidad
28 Feb 2022 - 9:02 p. m.

Acoso sexual: ¿Por qué no sabemos enfrentarlo en los colegios?

Recientemente, se han conocido denuncias de acoso y abuso sexual en los colegios. Una de las problemáticas está en la ausencia de protocolos de prevención y de una hoja de ruta que puedan seguir los alumnos. ¿Cómo deberían actuar los colegios frente a los casos de acoso y de abuso sexual?
Paula Casas Mogollón

Paula Casas Mogollón

Medio Ambiente, Ciencia, Salud y Educación.
La Secretaría de Educación señala que parte del proceso de acompañamiento se debe reportar la situación ante la Fiscalía General de la Nación, el ICBF o Comisarías de Familia.
La Secretaría de Educación señala que parte del proceso de acompañamiento se debe reportar la situación ante la Fiscalía General de la Nación, el ICBF o Comisarías de Familia.
Foto: Getty Images

Los testimonios de más de 20 alumnas y exalumnas que han aparecido en los últimos días denunciando a Mauricio Zambrano, quien era profesor de educación física en colegio MaryMount, en Bogotá, han vuelto a revivir en el país un asunto que preocupa tanto a padres de familia como a autoridades: ¿Cómo deben actuar los colegios frente a los casos de acoso y de abuso sexual? ¿Hay una ruta clara para seguir cada vez que se registren? ¿Existen protocolos que salvaguarden los derechos de los niños y niñas que, por medio de sus padres, quieran denunciar? ¿Está establecida una política clara para prevenir que casos como los del profesor Zambrano se repitan? (Lea: ¿Cómo abordar casos de acoso sexual en las universidades?)

Antes de resolver esas preguntas, hay que partir por aclarar algo clave: ¿cómo identificar estas conductas? Mónica Godoy, antropóloga y maestra en estudios de género explica que se debe tener en cuenta que existen varios tipos penales de abuso sexual. “En el caso del acoso sexual, por ejemplo, es un delito que no tiene resultado, es decir, no llega a un tocamiento y se da a través de insinuación verbal, de comentarios de doble sentido o gestos que generan incomodidad, miedo e intimidación a la víctima. Cuando hay un tocamiento sexual que no es consentido hablamos de un acto sexual abusivo. Y cuando se tiene relaciones sexuales por la fuerza ya es acceso carnal violento”, cuenta.

Síguenos en Google Noticias