El Magazín Cultural

30 Nov 2018 - 5:02 p. m.

El cambio climático: “Somos nosotros o no es nadie”

“¿Existe una mayor amenaza global que el cambio climático?”. La Feria Internacional del Libro de Guadalajara, que este año tiene a Portugal como Invitado de Honor, recibió al premio Nobel de química, Mario Molina, a José Sarukhán, a Juan Carlos Arredondo Brun, a María Amparo Martínez y a Graciela Lucía Binimelis de Raga para plantear la situación actual de esta problemática desde distintos flancos, todos dirigidos hacia un punto en común: la urgencia de tomar cartas reales en el asunto a escala global y de forma personal.

REDACCIÓN CULTURA

Los estragos del cambio climático, uno de los temas más expuestos en la Feria del libro de Guadalajara.  / Cortesía
Los estragos del cambio climático, uno de los temas más expuestos en la Feria del libro de Guadalajara. / Cortesía

“Se trata de un problema global. Necesitamos trabajar en conjunto con los gobiernos. Esta es una cuestión de principios, de ética”, señaló Mario Molina, moderador de la mesa.

El calentamiento global ha sido tema de discusión en la ONU desde hace 30 años, comentó Juan Carlos Arredondo Brun; el tema pasó de ser algo que creían sólo concernía a países en desarrollo, que producían la mayor cantidad de combustibles fósiles, para darse cuenta de que es un problema que atañe a todos. Entre las medidas que se deben tomar al respecto, agregó, es necesario que las naciones se planteen no sólo la manera en que no se aumente 1.5°C la temperatura global del planeta, sino que se consideren medidas que nos preparen para los impactos negativos que el calentamiento global tenga en nuestra sociedad. Una de las cuestiones que resulta urgente poder responder es: ¿cómo financiar el cambio climático hacia un esquema de desarrollo lejos de los combustibles fósiles?

Si le interesa saber de la Feria del libro de Guadalajara, ingrese acá: Paul Auster, honrado en Guadalajara

María Amparo Martínez señaló que el cambio climático agrava todos los demás problemas, y que no puede ser abordado solamente desde una perspectiva química, pues sus causas y consecuencias son socioeconómicas. El problema está puesto sobre la mesa porque el trasfondo, agregó, tiene que ver con la manera en que se vive, se produce y se consume. Para ella, la pregunta real, entre muchas otras, es: ¿cómo pasar del conocimiento a la acción? Sin duda, reiteró, es necesario que las personas se inmiscuyan de forma real y con profundidad en el tema del cambio climático. “Si se actúa y se cambia a nivel estructural, hay esperanza de que se pueda cambiar”. Resaltó que es importante ser conscientes de la función de una política ambiental.

José Sarukhán afirmó que el tema ha sido tan mencionado hoy en día, que pareciera que cada vez se toma menos en cuenta: “Hoy en día existe un nivel de CO2 que no existía en hace 800 mil años. Y se debe a la actividad humana. Al ser un problema de la sociedad es un problema personal. Los primeros que debemos actuar somos nosotros, y no lo estamos haciendo”, añadió. Expuso que requerimos asumirnos como seres éticamente responsables y comunicar esta visión no sólo a las futuras generaciones, sino a las de hoy en día. “Somos nosotros o no es nadie”, finalizó.

Si le interesa saber algo más sobre la Feria del libro de Guadalajara, ingrese acá: Pamuk, Vitale y Pérez-Reverte encabezarán la 32 edición de FIL Guadalajara

Graciela Lucía Binimelis de Raga expresó que el cambio climático no se puede solucionar de un día para otro, lo que hay que hacer es cambiar la tasa de crecimiento: “No podemos quedarnos más sin actuar, no podemos esperar más”, expresó. El mensaje fue expresado y la problemática desarrollada. Para los asistentes a la mesa, lo importante no es sólo saber del tema, sino ser conscientes de lo que realmente implica y actuar en consecuencia.

 

Síguenos en Google Noticias