Jennifer Lopez responde a quienes echan de menos sus curvas

La diva del Bronx ha estrenado una nueva silueta bastante menos voluptuosa a sus 44 años, tras su ruptura con el bailarín Casper Smart.

Así luce actualmente Jennifer Lopez.

Aunque muchos de sus seguidores lamentarán la pérdida de sus curvas, la cantante Jennifer Lopez no parecía capaz de conformarse con un simple cambio de imagen a la hora de superar su ruptura con el bailarín Casper Smart, prefiriendo apostar directamente por estrenar a sus 44 años una nueva silueta bastante menos voluptuosa.

El artífice de la notable pérdida de peso de la diva no es otro que una estricta dieta vegana, una disciplina que la artista ha adoptado para conseguir perder tres o cuatro kilos "muy persistentes". Aunque Jennifer no se ha conformado con modificar únicamente su alimentación, incluyendo también una intensa rutina de baile de seis horas en su vida diaria. (Ver galería JLo quiere impulsar ventas de su disco con este minivestido).

"Tienes que hacer deporte y tienes que vigilar lo que comes. Sin duda es un sacrificio, y tienes que estar dispuesto a trabajar duramente en ello", confesó la artista a la revista Us Weekly, para matizar justo después que el esfuerzo ha merecido la pena: "Me siento increíblemente bien, tanto física como mentalmente".

Uno de los secretos de su férrea disciplina para renunciar a la carne y demás productos derivados de los animales durante las últimas cinco semanas es el apoyo que la artista ha recibido de su familia, que le ha acompañado en su última aventura culinaria, incluyendo a sus mellizos Emme y Max (6) -fruto de su anterior matrimonio con el cantante Marc Anthony.

"En muchas ocasiones mi hijo se enfada y me dice: 'Quiero queso de verdad. No me gusta ese queso vegano, es raro'", dijo Jennifer Lopez al portal Extra hace unas semanas.

Pero lo cierto es que sus pequeños no son los únicos que han tenido dificultades en adaptarse a la nueva rutina alimenticia, ya que a su famosa mamá también le ha costado renunciar a algunos de sus caprichos culinarios preferidos.

"Ser vegana es básicamente renunciar a la carne y consumir solo productos derivados de las plantas y que provengan del suelo. En mi caso, lo que más echo de menos es la mantequilla", declaró JLo tras comenzar su estricta dieta durante una entrevista radiofónica en la emisora neoyorquina Z100.