Publicidad

“La fortuna”, una serie con tinte histórico

La primera serie del director Alejandro Amenábar, protagonizada por Stanley Tucci, se sumerge en una aventura fantástica basada en la historia real del tesoro hundido en 1804 en las aguas del golfo de Cádiz. El cineasta parte de ahí para recrear una coproducción entre España y Estados Unidos.

María Camila Gil Niebles
22 de febrero de 2022 - 02:00 a. m.
En "La fortuna", Stanley Tucci interpreta a Frank Wild, un cazatesoros que recorre el mundo saqueando las profundidades del mar. / Teresa Isasi
En "La fortuna", Stanley Tucci interpreta a Frank Wild, un cazatesoros que recorre el mundo saqueando las profundidades del mar. / Teresa Isasi
Foto: © Teresa Isasi 2020 - Photo Teresa Isasi

Inspirada en la popular novela gráfica española El tesoro del Cisne Negro, de Paco Roca y Guillermo Corral, llega la serie La fortuna, protagonizada por Stanley Tucci, el mismo actor nominado al Óscar por The Lovely Bones, que en este caso interpreta al cazador de tesoros Frank Wild, un empresario aventurero que recorre el mundo saqueando el patrimonio común de las profundidades del mar. Junto a él llega un elenco conformado por Álvaro Mel, quien funge como el diplomático inexperto Álex Ventura, y Ana Polvorosa, como Lucía, la colega de Álex en el trabajo y la aventura. El reparto adicional incluye a Clarke Peters (The Wire), como el abogado Jonas Pierce, y T’Nia Miller (Years&Years), como la abogada Susan McLean. Completan el elenco principal Karra Elejalde, Manolo Solo, Blanca Portillo y Pedro Casablanc.

La serie es dirigida por el cineasta chileno-español Alejandro Amenábar, quien a través de seis episodios, de cerca de una hora, busca relatar un polarizado caso de un tesoro encontrado en costas portuguesas. Por primera vez este director tiene el reto de hacer televisión. Con esta producción el espectro es más ambicioso, pues sus anteriores trabajos son la cuota inicial para que el público disfrute de esta serie, que ya se puede ver en Movistar+.

Sus nueve premios Goya y un Óscar le imponen a Amenábar un gran desafío. Por eso en esta ocasión decidió realizar el rodaje por las localizaciones de la comunidad de Madrid, Cádiz, Guadalajara, Coruña y Zaragoza. Su idea era hacer de esta entrega una aventura que no solo fuera por tierra, sino que involucrara el mar y hasta el aire. Para esto no se embarcó solo, y junto a él se llevó a esos actores en los que confió ciegamente para el proyecto.

Stanley Tucci fue la gran apuesta, aun cuando este actor es ahora mucho más selectivo con los proyectos a los que les presta su piel y su cuerpo. Sin embargo, esta vez, el director español logró conquistarlo a través de sus guiones y la presentación de un proyecto corto, conciso, pero que implicaría grandes retos, más de los que ya se tienen por grabar en medio de la pandemia.

“Me sentí muy bien. Realmente amé mucho trabajar con Alejandro Amenábar. El tiempo fue muy especial y brillante. Desde el primer momento me encantó esta emocionante historia. A pesar de eso debía tener unas características muy especiales. A la vez, eran muy complicados los requisitos que debía de cumplir para hacer mi personaje”, asegura Stanley Tucci.

En esta ocasión, Tucci explora los sentimientos e ideas de un personaje oscuro, que tiene su lado bueno, pero que al tiempo es un hombre ambicioso cegado por el poder y el dinero. El actor reconoce que no fue un proceso nada sencillo, le costó entenderlo, pero que no pudo negarse a una buena caracterización y menos cuando consideró el guion tan bien escrito, sumado a que aceptar le implicaba trabajar con el director de una de sus películas favoritas Mar adentro, de 2004. Además, en este punto de la carrera Stanley ha decidido primar el tiempo sobre el trabajo y prefiere proyectos que lo enamoren, lo reten, pero también que sean de corto tiempo.

“El tiempo fue muy bueno, perfecto diría. Lo disfruté mucho. Supongo que al ser una historia corta, esto hizo de esta serie algo mucho más interesante, aunque no fue nada sencillo, por el contrario, fue muy exigente. Teníamos que estar sometidos a pruebas covid-19 todo el tiempo. También debíamos tener muchas precauciones, usar las máscaras (tapabocas) casi todo el tiempo, excepto cuando estábamos en el set. Me gustó el personaje, aunque fue complicado. Puedo decir que lo más difícil de estar ahí era planear el personaje. Me implicó tener una mentalidad diferente, como los eventos que él explora y los cambios que tiene”.

La fortuna le permitió a este protagonista entender la forma de vida de los países mediterráneos y sentir de cerca la otra manera de trabajo en los medios audiovisuales, distinto a lo que había estado acostumbrado. A pesar de que fue un corto tiempo de grabación, las seis semanas le otorgaron la posibilidad de estar en contacto con las narrativas de estos lugares.

“Amé trabajar con el resto del equipo, fue muy interesante compartir con personas de España. Estuve con muy poca gente, así que fue un trabajo muy riguroso también. Los factores fueron excelentes, a pesar de esta supuesta nueva normalidad”, comenta Stanley Tucci.

Esta es la primera vez que Alejandro Amenábar dirige una serie y Stanley Tucci trabaja en una coproducción entre América y España. Un tema que une a ambos y los ha llevado a dar todo para que la serie sea la producción que cumpla con las expectativas del público y de los críticos.

“La fortuna”, una serie muy esperada

La serie ha sido una de las más esperadas en este 2022. La idea planteada era un cómic de aventuras basado en la historia real del hundimiento del navío Nuestra Señora de las Mercedes en Cádiz y el traslado de las 17 toneladas de oro recuperadas. Esta idea planteaba, no solo implicaba, manejar bien el thriller de aventura, sino que adicional merecía una exhaustiva investigación histórica acompañado de una buena producción y una excelente narrativa.

Para algunos expertos audiovisuales la idea más fuerte de la serie es la reivindicación del patrimonio y la crítica a quienes no han protegido los tesoros. Amenábar comienza a contar, a partir de la disputa entre la empresa Oddisey de Estados Unidos y el gobierno español, luego de que esta encontrara en 2007 un tesoro submarino cargado de monedas de oro y plata, y lo traslada a un lugar secreto en América. Con este punto de partida el director desentraña el proceso diplomático y judicial que duró cinco años. Como también los esfuerzos de España por recuperar su tesoro.

La ficción fue basada en el hundimiento de la fragata (un buque de guerra concebido para actuar en una guerra española, que se hundió el 5 de octubre de 1804 en aguas cercanas al Golfo de cádiz. Una historia llevada a la pantalla chica a través de los seis capítulos de “La fortuna”.

Temas recomendados:

 

Sin comentarios aún. Suscribete e inicia la conversación
Este portal es propiedad de Comunican S.A. y utiliza cookies. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso, de acuerdo con esta política.
Aceptar