Netflix cancela la serie "House of Cards"

Medios estadounidenses informan que la plataforma digital anunció que la historia protagonizada por Kevin Spacey, involucrado en un escándalo sexual, finalizará con la sexta temporada.

Imagen de "House of Cards".Cortesía

La serie de intriga política "House of Cards", una de las producciones más exitosas de Netflix, finalizará su andadura en 2018 con su sexta temporada, confirmó la plataforma digital de entretenimiento. (Leer Críticas a Kevin Spacey por hablar de homosexualidad y desviar atención sobre acoso sexual).

La noticia del fin de la serie se conoció apenas unas horas después de que su protagonista Kevin Spacey fuera acusado por el también actor Anthony Rapp de un supuesto episodio de acoso sexual sucedido en 1986.

Medios especializados como Variety, The Hollywood Reporter y TV Line informan, citando fuentes de Netflix, que el fin de "House of Cards" se decidió hace meses y que la cancelación de la serie no tiene que ver con el escándalo que rodea a Spacey.

No obstante, Netflix y Media Rights Capital, productora del "show", aseguraron poco después en un comunicado, recogido por medios estadounidenses, que están "profundamente preocupados" por las acusaciones contra Spacey.

"En respuesta a las revelaciones conocidas anoche, los ejecutivos de las dos compañías llegaron esta tarde a Baltimore (donde se rueda la serie) para encontrarse con nuestro reparto y equipo para asegurar que se continúan sintiendo seguros y apoyados. Como estaba planeado previamente, Kevin Spacey no está trabajando en el set en estos momentos", añadió la nota.

"House of Cards" ganó el Emmy a la mejor serie dramática y fue uno de los primeros productos estrella de Netflix.

En la serie, Kevin Spacey encarna al presidente de Estados Unidos -y experto manipulador- Frank Underwood, mientras que Robin Wright se pone en la piel de la primera dama Claire Underwood.

Kevin Spacey se encuentra en el punto de mira de Hollywood tras ser acusado de acoso sexual por el actor Anthony Rapp, una polémica que hace tambalear la carrera del doble ganador del Óscar.

El incidente supuestamente tuvo lugar en 1986, cuando Rapp tenía 14 años, una denuncia que llevó a Spacey a asegurar que no recordaba ese episodio, pero que si realmente tuvo lugar, le debía "la más sincera disculpa".

"Honestamente, no recuerdo el encuentro, hubiera sido hace más de 30 años. Pero si me comporté como él describe, le debo la más sincera disculpa por lo que habría sido un comportamiento ebrio profundamente inapropiado", valoró Spacey en un comunicado publicado en su perfil de Twitter.


Kevin Spacey on Twitter


Los hechos, relatados por Rapp al portal Buzzfeed News, supuestamente ocurrieron durante una fiesta en el apartamento de Spacey en Nueva York.

Rapp acudió a la fiesta solo y era el único adolescente en el evento, así que cuando se aburrió, se metió en una habitación a ver la televisión pasada la medianoche.

Según su relato, Spacey entró en la habitación, se le acercó y se tumbó encima suyo con intención de tener relaciones sexuales.

Spacey, ganador del Óscar por "The Usual Suspects" y "American Beauty", tenía 26 años por entonces.

"Mi recuerdo era... 'bueno, todos se han ido. Debería volver a casa'", explicó Rapp a la publicación. Sin embargo, Spacey "se interpuso en la puerta mientras se tambaleaba. Mi impresión es que estaba borracho".

"Trataba de seducirme. No sé si hubiera utilizado ese lenguaje. Pero era consciente de que estaba tratando de tener sexo conmigo", afirmó Rapp.

Aunque los grandes nombres de la industria -al contrario de lo ocurrido con el productor Harvey Weinstein, acusado por decenas de mujeres de acoso y abuso sexual- permanecen callados sobre el caso, algunas voces han criticado, especialmente, la decisión de Spacey de reconocer su homosexualidad como vía de escape ante lo ocurrido.

Kevin Spacey concluyó su disculpas con una "revelación".

"He amado y he tenido encuentros sentimentales con hombres a lo largo de mi vida y en la actualidad he decidido vivir como gay", dijo Spacey en Twitter, al agregar que su preferencia sexual era conocida por algunos en Hollywood desde hace años. "Quiero gestionar esto honesta y abiertamente y eso empieza por examinar mi propia conducta", admitió.

Sin embargo, sus "confesiones" han sido mal recibidas en Hollywood, que se encuentra actualmente sacudido, solo cinco semanas después del enorme escándalo abierto contra Harvey Weinstein. El productor ha sido acusado por cerca de 60 mujeres de diversas agresiones o de acoso, y también de varias violaciones. (Leer Fiscalía de Nueva York abre investigación contra productora de Harvey Weinstein).

La actriz Rose McGowan, quien fue una de las primeras en decir que había sido violada por Harvey Weinstein y ha tomado la antorcha de la lucha contra las agresiones sexuales, se burló en twitter de Spacey: "Adiós, Spacey, adiós, es tu turno para llorar".

Muchos también han acusado al actor de tratar de desviar la atención de la agresión al revelar su homosexualidad de manera simultánea.

"Revelar su homosexualidad no es lo mismo que lanzarse sobre un niño de 14 años. Es repugnante confundir" las dos cosas, tuiteó el crítico de cine Richard Lawson.

Miembros de la comunidad gay, el periodista y activista, Glenn Greenwald, también consideró que el momento de la "revelación" de Spacey estaba fuera de lugar: "todas esas veces que Kevin Spacey tuvo para salir del armario y ser un modelo para otros no lo hizo, hasta que se vio implicado en agresiones a un adolescente", deploró.


Glenn Greenwald on Twitter


Las críticas se multiplicaron el lunes mientras surgían otras acusaciones contra el actor.

"Yo era fan de Kevin Spacey hasta que atacó a alguien que amo", había tuiteado el 13 de octubre la también expresentadora estadounidense de televisión Heather Unruh, sin mencionar el nombre de la supuesta víctima.  

En Londres, donde Spacey fungió 11 años como director artístico del prestigioso teatro Old Vic, algunos han sugerido que el actor podría enfrentar otras acusaciones.

"Muchas personas del mundo del teatro y de la creación conocían las historias de muchos desde hace años y Kevin Spacey sería uno sobre los que la gente tenía dudas, sí", declaró a la BBC, Vicky Featherstone, directora artística del Royal Court Theatre.

 

últimas noticias