En vivo
Enrique Vives: juez dicta medida de aseguramiento en centro carcelario
Después de escuchar las intervenciones de todas las partes, la juez Olmis Cotes dictó medida de aseguramiento en centro carcelario en contra de Enrique Vives. El empresario es acusado de atropellar a siete jóvenes, (seis muertos y un menor herido), en el sector de Gaira, Santa Marta. Vives tendrá que enfrentar juicio desde la cárcel.
Después de escuchar las intervenciones de todas las partes, la juez Olmis Cotes dictó medida de aseguramiento en centro carcelario en contra de Enrique Vives. El empresario es acusado de atropellar a siete jóvenes, (seis muertos y un menor herido), en el sector de Gaira, Santa Marta. Vives tendrá que enfrentar juicio desde la cárcel.
Minimizar
15 May 2021 - 4:00 p. m.

El mundo ahora es el aula

En el Día del Maestro es importante destacar la labor que ejercen en la construcción del tejido social y en la formación de profesionales que impacten de forma positiva sus entornos.

Seguramente todos tienen en su memoria y en el corazón el nombre de algún profesor que en determinada etapa de la vida los acompañó en su proceso educativo, les dio un consejo y hasta los orientó en esa decisión de qué carrera estudiar o inclusive en dilemas personales que nada tenían que ver con el área educativa, pero que en ellos se encontró también un amigo.

Esos son algunos de los roles que desempeñan los docentes ya sea en prescolar o en la universidad y que sin duda alguna es una labor que, en el Día del Maestro en Colombia, vale la pena destacar. Pues sin ellos, la construcción de tejido social y esas bases en la formación de las personas sería una tarea compleja, por no decir imposible.

Y es que como lo señala Antonio Moreno Quiroga, jefe de área de español del colegio bilingüe Richmond, “desde sus orígenes el papel del maestro se reconoce como el garante de la transmisión de los fundamentos de la cultura. George Steiner hace una hermosa revisión de la manera en que el profesor, con el pasar del tiempo, se ha convertido en el epítome de la lucha por construir pilares que les permitan a los sujetos mantener el poder de asombro, pero no desde un lugar inalcanzable. Más bien se trata de volcar la mirada sobre la perspectiva del maestro como un sujeto que tiene la posibilidad de tender puentes entre tiempos, lugares y realidades”.

Esos puentes que permiten, a través de la pedagogía, formar ciudadanos críticos, activos políticamente, con valores cívicos y una mirada holística que piensen en la construcción de mejores sociedades: justas, inclusivas, solidarias y equitativas. “De igual forma, los maestros en Colombia sabemos que desde las aulas podemos coadyuvar a la construcción de la paz que tanto anhelamos, así como crear sentidos y horizontes de vida compartida sobre la base de una sana convivencia que se puede gestar desde la experiencia cotidiana que se vive en la escuela”, dice el Hno. Cristhian J. Diaz M, Vicerrector Académico de la Universidad de La Salle de Bogotá.

Esa paz que hoy más que nunca, en medio de la protesta, el descontento social, las necesidades tanto laborales, educativas y de la búsqueda de una mejor calidad de vida, requiere de esas voces, criterios y consensos para construir en equipo y ver esas necesidades como un aliado para mejorar esa calidad de vida en el desarrollo humano y que claramente desde la academia y la docencia se puede aportar.

“Nosotros como docentes tenemos que sembrar esperanza y eso solo se logra en el reconocimiento de la diversidad con la que interactuamos.  En el reconocimiento de diferentes formas de aprender y de ver la vida en su totalidad. Por eso, tenemos la tarea de fortalecer mucho el trabajo por la defensa de los derechos humanos, el trabajo por el derecho a la vida, la igualdad, la equidad, eso forma parte de nuestra gestión en la formación de docentes y que así mismo ellos lo repliquen con sus estudiantes”, señala, Clara Pedraza, decana de la Escuela de Educación de la Universidad Nacional Abierta y a Distancia, UNAD.

Una formación en docencia que en Colombia tiene varios retos entre ellos está relacionado con la formación ético-política de los estudiantes. En palabras del Hno. Cristhian J. Diaz “no es fácil educar para la ciudadanía activa en contextos donde la violencia, la corrupción, la exclusión y la pobreza son parte del escenario diario de la escuela. Apoyar y desarrollar estrategias de acompañamiento pedagógico en clave de formación en los territorios, puede ser una línea de acción que permita afrontar este reto con mayor decisión y contundencia”.

Otro reto clave consiste en el desarrollo profesional y el mejoramiento continuo de los docentes. El maestro es por excelencia un intelectual que articula los saberes disciplinares, pedagógicos, didácticos, curriculares y contextuales que tienen lugar en el aula. En este contexto, varias universidades de Colombia, y más en medio de la pandemia, le apostaron a capacitar a sus docentes en herramientas digitales y nuevas pedagogías para enfrentar la coyuntura y poder seguir con su labor educativa. “En la universidad del Norte le hacemos un acompañamiento a nuestros docentes para desarrollar esas nuevas habilidades que requiere en la educación asistida por la tecnología y mantener la calidad”, aseguró Adolfo Meisel Roca, rector de la Universidad del Norte.

El desarrollo de esas nuevas habilidades ha sido todo un reto. Pues con la pandemia ocasionada por el coronavirus todos los docentes del país de un día para otro tuvieron que adaptarse a la nueva realidad que no solo les exigió nuevas pedagogías educativas sino poder llevar esa relación docente alumno, más la cercanía. Pero como han señalado varios decanos ha sido la oportunidad perfecta para dar ese salto a la digitalidad y entender que es una realidad que llegó para quedarse.

El cambio no ha sido fácil, pero de las crisis vienen las oportunidades, la virtualidad también ha provisto de diversas herramientas a los docentes que han permitido resignificar su labor para tratar de romper la impersonalidad.  Para todos los docentes ha sido un proceso de ensayo y error, de generar estrategias en conjunto y poner en práctica, pero si algo es claro hoy ,es que la virtualidad ha llegado para quedarse, y las universidades que se estaban reacias a ella, comprendieron la potencialidad que puede tener para ciertos estudiantes que por sus condiciones de trabajo, tiempo o ubicación geográfica la presencialidad no se presta como una posibilidad”, expresa Luis Fernando Castrillón, profesor de historia de la Universidad de Medellín.

Realidad que, además, ha permitido que los docentes ya alumnos rompieran ese imaginario que la educación estaba dentro de un salón de clases, y entender que el aula es el mundo. Un mundo globalizado que gracias a la tecnología permite acceder a un sinfín de información para formarse y así desarrollar las habilidades. Pero que requiere de una capacidad crítica para saber qué tipo de información se consume y como aplicarla a las necesidades de los diferentes entornos y más saberla comunicar a las personas. “Hoy más que nunca el maestro es un ser perfectible, actualizado, crítico y propositivo que busca estar a la vanguardia y encontrar soluciones para que la mayoría pueda acceder a la educación en un contexto tan desigual como el que enfrentamos a diario”, concluye Antonio Moreno Quiroga.

¿Cuál es el perfil de las personas que quieren estudiar para ser maestros?

“Una persona que desee ser docente debería manifestar una sensibilidad especial para escuchar, orientar, y dialogar. A su vez, debería tener una inclinación hacia el servicio a los demás y un deseo insaciable por el conocimiento, la ciencia, el debate y el respeto de la diferencia. Igualmente, pensaría que un docente siempre es un aprendiz, por ello, quien desee dedicarse a la docencia ha de afirmar su interés por construir conocimiento con los otros, abrir su mente a nuevas formas de entender el mundo, aprender con emoción para enseñar con pasión, y ser un creador de sueños que le permitan ayudar a la realización de los sueños de sus futuros estudiantes”. Hno. Cristhian J. Diaz M.

¿Cuáles son esos retos que enfrenta la docencia en el país y las oportunidades?

“La actualidad nos enfrenta a retos cada vez mayores, el exceso de información, la levedad de los datos, la realidad cambiante. Hay una pugna entre el saber sabio y el saber práctico que nos mantiene en un torbellino en el que entran y del que salen hechos, datos, perspectivas y creencias. Es tanto el mar de información y tan poco el tiempo para digerirla que en cuestión de segundos vemos la manera como los imperativos que creíamos inamovibles ya no lo son. El reto mayor de los docentes de centra en el desarrollo de una mirar crítica frente a la realidad circundante, nos enfrentamos a gigantes como las nuevas formas de acceso a la información, las nuevas formas de entretenimiento e inclusive a las nuevas formas en que los individuos evalúan y tomas decisiones.

Otro reto mayor, uno de los más importante, es el desarrollo de proceso de lectura y escritura profundos. Lo digo porque en la medida que un sujeto fortalece sus habilidades de evaluación de la información tendrá la posibilidad de discernir con mayor criterio la información que le ofrecen los medios de comunicación, su entorno, sus pares y la sociedad en general. No podemos negar la brecha que nuestro país tiene en estos ámbitos y la dificultad que esto significa a la hora de asumir una postura crítica argumentada y bien desarrollada”. Antonio Moreno Quiroga.

El rol del maestro en la sociedad y cómo ha cambiado con la pandemia

“Hemos notado que con la pandemia se pusieron en evidencia muchos de los aspectos que la Educación debe mejorar o evolucionar y en especial, se hace referencia al rol de maestro, ya que éste debe ser el de alguien que lleve a que el estudiante sea cada vez más activo en sus procesos de aprendizaje, que se convierta en un orientador de los procesos de aprendizaje y favoreciendo el aprendizaje autónomo. Nos hemos dado cuenta de que debemos invitar e involucrar en el escenario educativo el uso de las herramientas tecnológicas, no solo para realizar simples consultas, sino para que el estudiante analice la información y nosotros como docentes los orientemos sobre lo que se encuentra en dichas búsquedas generando así un aprendizaje para la vida”. Cesar Sierra, docente del programa de psicología del Politécnico Grancolombiano Sede Medellín.

Comparte: