Gastronomía y recetas
Publicidad

Ascenso a la cumbre

José Alberto Zuccardi, director de la bodega mendocina que lleva por nombre su apellido y quien fue ungido recientemente con el título de Leyenda del Vino Argentino, es un incansable caminante de la vida y un devoto de ese muro de roca, piedra, granito y nieve llamado cordillera de los Andes.

Hugo Sabogal
05 de agosto de 2023 - 09:00 p. m.
De los nuevos campos salen vinos como Finca Piedra Infinita Supercal 2019, calificado con 100 puntos por la publicación Wine Advocate, biblia de los mejores vinos del mundo.
De los nuevos campos salen vinos como Finca Piedra Infinita Supercal 2019, calificado con 100 puntos por la publicación Wine Advocate, biblia de los mejores vinos del mundo.
Foto: Cortesía

Esa montaña es para él fuente de aire, luz y agua, y responsable de mantener en pie todas las formas de vida que brotan en el enorme desierto nacido a sus pies. Es la misma montaña que José Alberto y su hijo, Sebastián, han venido trepando desde hace dos décadas en su propósito de trasladar allí la visión e inspiración de los memorables vinos de altura que hoy entregan. Todo un reto de gestión y perseverancia en una Argentina envuelta en apuros.

Un hecho que refleja ese sentir fue el ascenso que compartieron ambos a la cima del Aconcagua, la montaña más alta de América. Allá en lo alto, donde el oxígeno se adelgaza y mantenerse en pie es un esfuerzo sobrehumano, ambos vivieron un episodio que casi los separa para siempre.

Un resbalón se llevó a José Alberto cuesta abajo ante la mirada impotente de Sebastián, inmóvil por el cansancio y el punzante frío. José Alberto sacó fuerzas y subió rengueando los 50 metros que lo separaban del camino, consciente de haber estado cerca del final, algo que nunca podrán contar los 158 alpinistas que han fallecido por caídas o muertes súbitas. El buen final es que en ese primer y único intento, los Zuccardi consiguieron hacer cumbre y mirar el mundo desde 6.961 metros de altura. Su proeza afianzó lazos y estimula la vida diaria de ambos.

Convencido de que los hijos no deben construir lo que ya está hecho sino trazar su propio destino, José Alberto se ha limitado a crear las condiciones para que Sebastián cumpla el propósito de hurgar metro a metro los mejores parajes de altura de Mendoza, dándole a Argentina un estilo de vino diferente, que se muestre sin maquillajes y refleje el carácter auténtico del entorno, el viñedo y la montaña. Tres de esos sitios son Paraje Altamira, Gualtallary y San Pablo, donde operan las nuevas fincas del grupo, entre 1.100 metros y hasta 1.700 metros sobre el nivel del mar. La finca inicial sigue produciendo vinos para segmentos más amplios, abajo, en Maipú, a 700 metros de altura.

De los nuevos campos salen vinos como Finca Piedra Infinita Supercal 2019, calificado con 100 puntos por la publicación Wine Advocate, biblia de los mejores vinos del mundo. El mismo puntaje y por el mismo vino lo otorgó el crítico inglés Tim Atkin en dos ocasiones. Otros vinos de altura han recibido consistentemente calificaciones de 98 puntos, entre ellos Zuccardi Finca Piedra Infinita, Zuccardi Aluvional Gualtallary y Zuccardi Piedra Infinita Gravascal. Sebastián ya es uno de los enólogos más brillantes de su generación. Y José Alberto hizo lo suyo.

Esta semana, José Alberto Zuccardi fue la figura internacional más destacada en Expovinos 2023.

* Los vinos de montaña y cúspide los distribuye DLK Importaciones; los vinos para segmento amplio, como la marca Santa Julia, se comercializan en Éxito y Carulla.

Temas recomendados:

 

Sin comentarios aún. Suscribete e inicia la conversación
Este portal es propiedad de Comunican S.A. y utiliza cookies. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso, de acuerdo con esta política.
Aceptar