Impacto Mujer

26 Jan 2022 - 11:04 p. m.

Estas son las estrategias de atención a la violencia de género en Medellín

Cerca de 4 mil mujeres fueron víctimas de algún tipo de violencia en el 2021. Con campañas y acciones buscan frenar esta problemática.
Los talleres de sensibilización y la pedagogía frente a las violencias basadas en género y los derechos de las mujeres son prioridad en la estrategia para erradicar esta problemática en Medellín.
Los talleres de sensibilización y la pedagogía frente a las violencias basadas en género y los derechos de las mujeres son prioridad en la estrategia para erradicar esta problemática en Medellín.
Foto: Cortesía Secretaría de la Mujer de Medellín

Tomar medidas para mitigar las violencias basadas en género se ha convertido en una necesidad y prioridad frente al aumento en los casos de violencia intrafamiliar y agresiones a mujeres que se recrudecieron a raíz del confinamiento causado por la pandemia del covid-19.

De hecho, de acuerdo con el Observatorio Colombiano de las Mujeres, el 75,6 % de las llamadas atendidas por la Línea 155 entre marzo del 2020 y septiembre de 2021 fueron por casos de violencia intrafamiliar, y del total de las llamadas, el 75 % se concentró en Bogotá, Antioquia, Valle del Cauca, Cundinamarca, Atlántico y Santander.

Le puede interesar: Igualdad de género: logros y retos con miras a 2022

Durante el 2021, Medellín presentó 2.977 casos de violencia intrafamiliar, según el último reporte de violencias de Medicina Legal y cerró el año con 32 feminicidios de acuerdo con el registro del Observatorio Feminicidios Colombia. Desde la administración, el Consejo de Seguridad Pública para las Mujeres reporta el asesinato de 34 mujeres, de los cuales, hasta el momento 27 han sido clasificados como feminicidios.

La región nororiental de la ciudad, donde están ubicadas las comunas Manrique, Villa Hermosa, Popular, Robledo y Aranjuez, ha sido la más afectadas por violencias basadas en género en espacios privados y públicos. Además, en el corregimiento de San Cristóbal, también al norte de la ciudad, se presentaron tres feminicidios el año pasado; por esto, las mujeres de la comunidad realizaron la siembra de dos árboles guayacanes e instalaron una placa conmemorativa en memoria de las víctimas de feminicidios de toda la ciudad.

“Decidimos sembrar esos dos guayacanes para hacer un homenaje a la vida de esas mujeres y también como compromiso desde el territorio por tener una vida libre de violencia para las mujeres y que en todos los espacios que habitan puedan florecer y vivir su vida a plenitud sin ningún tipo de violencia basada en género”, comentó Ana María Valle Villegas, secretaria de las Mujeres en Medellín.

Sin embargo, más allá de los esfuerzos simbólicos, en la ciudad cada vez se hacen más necesarias acciones que lleven a erradicar la violencia de género, o al menos prevenirla y brindar acompañamiento a las mujeres que son víctimas de la misma. Durante el 2021, la Secretaría de la Mujer atendió a cerca de 12.000 en temas relacionados con VBG a través de sus diferentes programas, este año, esperan mantener el mismo nivel de servicio.

Servicios de atención a mujeres víctimas de violencia

La Línea 123 Agencia Mujer, articulada al Número Único Nacional de Seguridad y Emergencias (NUSE), es el principal mecanismo de Medellín para brindar atención de emergencia a mujeres en riesgo y víctimas de VBG. A través de esta línea, las mujeres obtienen información con enfoque de género y orientación para que puedan acceder a sus derechos en temas de salud, protección y justicia. Además, desde este servicio las pueden orientar para recibir atención psicológica, intervención en casos de crisis, solicitar asesoría jurídica, acompañamiento jurídico y acompañamiento psicosocial en campo.

Para los casos que requieran atención psicojurídica y en que las mujeres tengan dificultades para acceder, esta estrategia de la Secretaría busca lugares cercanos a los sitios de residencia o trabajo de las mujeres, para prestar atención individual o grupal que garanticen medidas de protección para las víctimas. En el 2021 fueron atendidas 5.781 con asesorías jurídicas y 6.707 con atenciones psicológicas.

En los casos de agresiones contra mujeres registrados en Medellín durante el 2021, en al menos 1.894 casos el agresor fue la pareja o expareja y en 741 casos otro familiar de la víctima. Ante esta situación y para prevenir posibles feminicidios, la atención temporal en hogares de acogida es el mecanismo inmediato al que pueden acceder las mujeres cuando los casos de agresión ponen en riesgo su vida y su integridad o la de sus hijos.

“Estos espacios permiten que la mujer esté hasta por 90 días y tenemos disponibilidad para atender a 100 mujeres, aunque el año pasado atendimos a 112″, explica Valle. Durante la estadía de las afectadas en estos hogares de acogida reciben alojamiento familiar, alimentación, valoración y seguimiento nutricional, atención psicológica individual y grupal, asesoría jurídica, acompañamiento jurídico, acompañamiento psicosocial, capacitación en autonomía económica, atención psicológica individual. Los hombres identificados como presuntos agresores también reciben atención psicológica y un seguimiento para prevenir la reiteración de las violencias.

La defensa técnica es el cuarto instrumento de acompañamiento de la Secretaría de la Mujer, que se articula con la Defensoría del Pueblo para garantizar que las mujeres víctimas de violencia tengan acceso efectivo a la justicia, la reparación adecuada y rápida del daño causado y que se les brinde información pertinente sobre las violaciones y los mecanismos de reparación a sus derechos. Para acceder a cualquiera de estas instancias, las mujeres deben acudir a través de la Línea 123 Agencia Mujer.

Read more!

Valle argumenta que “si no se mira problemática de la violencia de género como un asunto estructural va a ser difícil de erradicar”, por eso, han activado otras campañas como la escuela de la mujer adulta, que compaña a las mujeres para que terminen su ciclo de formación académica, fomentando el empoderamiento y la autonomía económica de las mujeres, de forma que, a mediano plazo, esta iniciativa reduzca la violencia económica.

En las comunas Santa Cruz, Robledo y Popular, otro factor para tener en cuenta ha sido la violencia de género en espacios públicos. Por las constantes quejas por acoso en el transporte público, desde 2015 se ha venido implementando la estrategia territorial de espacios públicos seguros, que hace parte de la iniciativa Ciudades Seguras de ONU Mujeres, en la que la campaña “Hay líneas que no se cruzan” hace talleres de sensibilización a hombres y mujeres sobre los derechos de mujeres y niñas.

Como una acción para acompañar estos procesos, también están trabajando en un reconocimiento del espacio, los posibles riesgos para las mujeres, de las condiciones de infraestructura que puedan hacer que dicho lugar no sea seguro para las mujeres. Posteriormente se realizará la adecuación, como, por ejemplo, mejorar la iluminación de las calles y de los puentes. Actualmente, se está realizando el reconocimiento en las comunas 1, 2, 8, 10 y 70. Teniendo en cuenta las cifras de VBG también se añadirá al proyecto la comuna 7, Robledo.

“La apuesta es a largo plazo porque realmente las violencias atienden a condiciones históricas y estructurales, este es uno de los retos más grandes que tenemos y las acciones a las que les apuntamos desde la política pública contribuyen a que las mujeres eventualmente puedan vivir una vida libre de violencias”, concluyó Valle.

Síguenos en Google Noticias

 

Este portal es propiedad de Comunican S.A. y utiliza cookies. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso, de acuerdo con esta política.