Publicidad
2 Oct 2021 - 9:00 p. m.

Monómeros: la lucha política que tiene en juego a más de mil empleos en Barranquilla

Desde 2019, la empresa venezolana con sede en Barranquilla es parte de los activos en el exterior controlados por Juan Guaidó y su círculo. A raíz de la toma de control por la Supersociedades, salieron a flote todos los intereses detrás de esta firma.
La planta principal de Monómeros Colombo-Venezolanos S. A. queda en Barranquilla, en un terreno de 52 hectáreas.
La planta principal de Monómeros Colombo-Venezolanos S. A. queda en Barranquilla, en un terreno de 52 hectáreas.
Foto: Archivo Particular

El pasado 20 de agosto, con el propósito de “subsanar una situación crítica de orden jurídico y contable”, la Superintendencia de Sociedades sometió a control a la Sociedad Monómeros Colombo-Venezolanos S. A. Desde ese momento, esta empresa de origen venezolano, que genera más de 600 empleos directos y más de mil indirectos en Barranquilla, en el sector de los fertilizantes y otras actividades, constituye una joya de la corona en disputa, en medio de un entramado político que pasa también por la crítica relación entre los gobiernos de Colombia y Venezuela.

(Le más temas de Investigación de El Espectador aquí)

Recibe alertas desde Google News