Publicidad
8 Feb 2021 - 11:30 p. m.

Condenan a asesino de líder social de Tarazá, Nolberto Alonso Gutiérrez

Roimer Andrés Hernández Baldovino, alias Guaranda, fue condenado a 16 años y 10 meses de prisión por el homicidio de Nolberto Alonso Gutiérrez, en septiembre de 2019, quien era presidente de la Junta de Acción Comunal del corregimiento La Caucana de Tarazá (Antioquia). La violencia en este municipio del Bajo Cauca no da tregua.
Plantón frente al bunker de la Fiscalía en Bogotá, en diciembre de 2020, como mensaje de protesta ante las masacre y el asesinato de líderes sociales durante el año pasado  / Archivo El Espectador
Plantón frente al bunker de la Fiscalía en Bogotá, en diciembre de 2020, como mensaje de protesta ante las masacre y el asesinato de líderes sociales durante el año pasado / Archivo El Espectador
Foto: Jose Vargas Esguerra

Mientras los habitantes de Tarazá (Antioquía) viven un verdadero infierno por cuenta de las tres masacres que ya se registran este año en el municipio, la Fiscalía anunció la condena de 16 años y 10 meses de prisión contra Roimer Andrés Hernández Baldovino, alias Guaranda, quien fue declarado responsable por el homicidio del líder social Nolberto Alonso Gutiérrez. Se trataba del presidente de la Junta de Acción Comunal del corregimiento La Caucana de Tarazá.

En contexto: Los Caparros, el grupo que atemoriza el Bajo Cauca antioqueño.

De acuerdo con la Fiscalía, un juez determinó la responsabilidad material de alias Guaranda en el crimen contra el líder social, como miembro de la organización criminal Los Caparros. Es decir, actuando en función de un grupo armado ilegal que se disputa las rutas de narcotráfico en el Bajo Cauca, el condenado fue quien accionó el arma de fuego que acabó con la vida del líder social, el 3 de septiembre de 2019, luego de una incursión armada en su misma vivienda en Tarazá.

“En ese sentido, el Juzgado Promiscuo del Circuito de Caucasia (Antioquia) condenó a alias Guaranda a 16 años y 10 meses de prisión, por los delitos de homicidio agravado; fabricación, tráfico y porte o tenencia de armas de fuego, accesorios, partes o municiones; y hurto calificado agravado”, agregó la Fiscalía. De acuerdo con información de las autoridades, el líder social Nolberto Alonso Gutiérrez participaba activamente en el Programa de Sustitución de Cultivos Ilícitos.

El 7 de mayo de 2020, meses después del crimen, la Policía anunció la captura de alias Metro, quien fue señalado en principio como autor material del homicidio y, además, como presunto jefe de inteligencia y de finanzas de Los Caparros en Tarazá. De acuerdo con las autoridades, se llegó a alias Metro por “fuentes humanas” y a través de la operación Júpiter Fase 12. El juzgado Segundo Penal Municipal Ambulante de Montería lo requería por el delito concierto para delinquir agravado con fines de homicidio.

Meses antes de la captura de alias Metro, el 26 de marzo de 2020, la Fiscalía capturó a José Gabriel Castañeda, alias el Político, a quien las autoridades señalaron como uno de los jefes de Los Caparros en el Bajo Cauca y como presunto responsable de intimidaciones, extorciones y homicidios selectivos, bajo pedido de alias Caín o Pilatos, máximo líder del grupo armado organizado. En su momento, el Político fue imputado por los delitos de concierto para delinquir con fines de homicidio, extorsión, desplazamiento forzado, trafico de estupefacientes, y tráfico y porte ilegal de armas.

Lea también: No para la violencia en el Bajo Cauca: asesinan a tres personas en Tarazá.

La condena por el asesinato del líder social Nolberto Alonso Gutiérrez se da en medio del terror que se vive en Tarazá. El pasado 17 de enero, al parecer Los Caparros o miembros del Clan del Golfo asesinaron a cinco personas de la vereda El Guaimaro, quienes eran participantes de la Junta de Acción Comunal de tal sector y del Programa Integral de Sustitución de Cultivos Ilícitos. Un día después, el 18 de enero pasado, tres personas -entre ellas un menor de edad- fueron asesinadas en el barrio Las Palmas de Tarazá.

La masacre más reciente en el municipio del Bajo Cauca antioqueño, registrada como la decima a nivel nacional durante 2021, se presentó el pasado 2 de febrero en el sector El Cinco de la vereda Tamaco, cuando tres mineros fueron asesinados mientras trabajaban. Al parecer hombres de Los Caparros habrían intentado extorsionar a las víctimas. De acuerdo con el gobernador de Antioquia, Aníbal Gaviria, tal agrupación criminal no solo seria responsable de las recientes masacres, sino del desplazamiento masivo en el municipio de Cáceres, iniciado en noviembre de 2020 y que reúne a 65 familias instaladas en el Caucasia (Antioquia).

Síguenos en Google Noticias