Publicidad
11 Sep 2020 - 4:53 p. m.

Exmagistrado Carlos Vargas, otra vez en líos porque habría torcido fallos por sobornos

De acuerdo con la Fiscalía, el exmagistrado del Tribunal Administrativo de Cundinamarca “habría acordado, a cambio de dádivas, favorecer las pretensiones económicas de un grupo de demandantes”.
Alberto Vargas
Alberto Vargas
Foto: Juan Sebastian Lombo

El exmagistrado Carlos Alberto Vargas Bautista fue imputado por la Fiscalía por los delitos de prevaricato por acción, prevaricato por omisión y cohecho propio. Según las investigaciones preliminares de un fiscal delegado ante la Corte Suprema, Vargas habría recibido dádivas -regalos o donaciones- a cambio de fallar de forma irregular en demandas contra el Hospital Militar y la Superintendencia de Sociedades.

Una exempleada de Vargas, la señora Kelly Eslava Montes, habría gestionado las retribuciones por el direccionamiento de las decisiones. “En la investigación se estableció que, en los dos casos, intervino como representante y asesora de los demandantes”, se afirma en el documento de la Fiscalía.

(Lea también: Corte Suprema condena al magistrado del Tribunal Superior de Bogotá, Carlos Vargas)

Además, en la argumentación del ente acusador se establece que, en 2014, Kelly Eslava Montes radicó una demanda contra el Hospital Militar, como apoderada de un consorcio temporal. Tal caso, por reparto, llegó al entonces magistrado Carlos Alberto Vargas, quien aceptó el estudio y no se declaró impedido ante la estrecha relación con la representante.

Tras un año y medio de la radicación de la demanda, Vargas condenó al Hospital Militar a pagar 25 mil millones de pesos. El fiscal delegado tendría pruebas que demuestren que el exmagistrado obtuvo un 25% del valor reconocido en el fallo.

En la segunda situación, Vargas condenó a la Superintendencia de Sociedades a pagar 506 millones de pesos a un particular y 29.890 millones de pesos a una sociedad agrícola. La abogada Kelly Eslava Montes fue apoderada de ambos demandantes. “Por emitir estas sentencias, Vargas Bautista habría recibido un automóvil Mercedes Benz y un apartamento en Mosquera (Cundinamarca)”, asegura la Fiscalía.

Sin embargo, este no es el único proceso que el exmagistrado ha afrontado. Ya Vargas fue condenado este año por los delitos de concierto para delinquir, prevaricato y cohecho. Aquella vez se presentó evidencia de que comprometió sus decisiones y falló en contra del Hospital de Ubaté, en Cundinamarca. También en contra de la Empresa de Acueducto de Bogotá, en una pretensión por un predio en el Humedal Jaboque.

(Lea también: Judicatura deberá volver a revisar si el caso Dilan Cruz va a la justicia militar o a la ordinaria).

Así las cosas, el fiscal delegado ante la Corte Suprema tendrá un máximo de 120 días para formular la acusación o solicitar la preclusión del proceso, dado que se presentó concurso de delitos en la fase de imputación. En ese momento se sabrá si Vargas, quien se ha declarado inocente, enfrenta un nuevo juicio por corrupción judicial.

Síguenos en Google Noticias

 

Este portal es propiedad de Comunican S.A. y utiliza cookies. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso, de acuerdo con esta política.