Publicidad
19 Oct 2020 - 10:05 p. m.

Fiscalía llama a juicio a policías que interceptaron al “Ñeñe” Hernández

Se trata del mayor Yefferson Tocarruncho y el sargento Wadith Velásquez, quiénes se encuentran con detención domiciliaria desde junio pasado de manera preventiva. Los uniformados son señalados de interceptar ilegalmente a tres de sus subordinados que eran sospechosos de actos corruptos en Cali.
Los uniformados chuzaron a sus colegas con el fin de determinar si hacían parte de un presunto robo de dinero.
Los uniformados chuzaron a sus colegas con el fin de determinar si hacían parte de un presunto robo de dinero.

La Fiscalía General llamó a juicio a los exinvestigadores de la Policía mayor Yefferson Tocarruncho y el sargento Wadith Velásquez. Los uniformados fueron durante varios años dos agente de la Dijín de la Policía detrás de pistas para entender quién asesinó a Óscar Rodríguez Pomar el 18 de agosto de 2011 en el barrio El Prado de Barranquilla. Dentro de esa investigación, ellos y la Fiscalía lograron vinculara al presunto narcotraficante Marcos de Jesús Figueroa García, más conocido como Marquitos Figueroa, y estaban tras la pista del empresario José el Ñeñe Hernández.

Le podría interesar: Investigadores del caso “Ñeñe” Hernández no aceptaron cargos por interceptaciones ilegales

En medio de esas investigaciones contra el Ñeñe, en mayo de 2018, los uniformados desviaron su trabajo y ahora están vinculados formalmente a un proceso penal en su contra por los delitos de violación ilícita de comunicación, utilización ilícita de redes de comunicaciones, falsedad en documento público y fraude procesal. Todo por cuenta de una decisión del mayor Tocarruncho quien, según la Fiscalía, le ordenó al sargento Velásquez a que añadiera a la investigación por el homicidio de Óscar Rodríguez Pumar cinco números telefónicos para interceptar que nada tendrían que ver con el expediente. Ambos uniformados rechazaron los cargos y se declararon inocentes en junio pasado.

Lea: “Este caso no tiene que ver con la ñeñepolítica”: fiscal Daniel Hernández

Cuando les imputaron cargos, en ese momento el fiscal del caso, Daniel Hernández, señaló que lo hicieron, para establecer si cinco de sus compañeros que trabajaban en Cali habrían robado un dinero mientras realizaban un allanamiento en la capital del Valle. En el afán de establecer la responsabilidad de los uniformados, agregó la Fiscalía, el mayor Tocarruncho “creó esta idea criminal” de interceptarlos sin que el permiso de un juez, como lo exige la ley, y mintiéndole a la fiscal que llevaba el caso del asesinato de Rodríguez Pomar, Jenny Ortiz Ladino.

Le podría interesar: “La Fiscalía quiso ocultar los audios de ‘El Ñeñe’”

Las grabaciones del escándalo

En una de esas grabaciones, hechas por los uniformados Tocarruncho y Velásquez, el hermano mayor del Ñeñe Hernández, José Guillermo el Goyo Hernández, asegura que financió parte de los gastos de campaña en los departamentos de Cesar y La Guajira. Otro audio corresponde a una llamada entre el Ñeñe y María Claudia Daza —conocida como Caya o Cayita, exasesora del expresidente y senador Álvaro Uribe—, en la que celebran que una política de La Guajira, familiar del supuesto narcotraficante Marcos Figueroa, adhirió a la campaña. Finalmente, una grabación entre Daza y María Mónica Urbina, viuda del Ñeñe, en la que hablan de una fiesta familiar de los Hernández en la que invitan a Duque, todo esto en pleno Festival Vallenato y supuestamente coordinado tanto con “Iván” como con Alicia Arango, hoy ministra del Interior.

Síguenos en Google Noticias