Publicidad
4 Oct 2020 - 1:43 a. m.

“Han logrado reclutar a las Farc para lavarle la cara a Samper”: sobrino de Álvaro Gómez

Enrique Gómez Martínez, también abogado y que se ha dedicado a investigar el caso del magnicidio del líder conservador, aseguró que la aceptación del crimen de su tío por parte de exguerilleros se trata de una movida para engavetar la investigación de nuevo.
“Han logrado reclutar a las Farc para lavarle la cara a Samper”: sobrino de Álvaro Gómez

Los últimos días han sido bastante movidos para el caso del homicidio de Álvaro Gómez, ocurrido el 2 de noviembre de 1995 al frente de la Universidad Sergio Arboleda. Primero fueron las declaraciones de Piedad Córdoba, que pidió ser citada ante la Comisión de la Verdad para dar cuenta de los autores del crimen. Luego, este viernes, la Fiscalía citó a la exsenadora, al exalcalde Lucho Garzón y a varios excapos de los carteles de Cali y el Norte del Valle para que rindieran declaración juramentada. Ahora, este sábado, exguerrileros de las Farc asumieron la responsabilidad por este crimen.

El reconocimiento cambia el panorama del caso completamente, pues las Farc no figuraron en ningún momento como posibles participes del crimen. En cambio, miembros del Ejército y hasta el expresidente Ernesto Samper fueron señalados en las varias teorías del crimen. Sin embargo, la familia de Álvaro Gómez no le ha dado mucha credibilidad al reconocimiento del crimen y ha señalado que se trataría de un intento por desviar las pesquisas que ha venido adelantando la Fiscalía en el último tiempo. Así lo comentó a este diario Enrique Gómez Martínez, sobrino de Álvaro Gómez y abogado de la familia que se ha encargado de seguir con las pesquisas.

Al preguntarle por este tema, la respuesta de Gómez Martínez fue directa: “El cinismo de nuestros líderes y la instrumentalización del Gobierno es ilimitada. El régimen se prestó para eso y ha logrado lavarle la cara a Ernesto Samper”. Agregó que se trataría de una movida para desviar las investigaciones que en este momento está liderando Francisco Barbosa desde la Fiscalía.

“No hay ningún indicio de que fuera la guerrilla”, dijo Gómez, que destacó que José Obdulio Gaviria presentó unos documentos en 2012 que supuestamente eran cartas del fundador de las Farc, Manuel Marulanda, admitiendo que habían cometido el crimen del Álvaro Gómez, pero que estas fueron consideradas como falsas. "Nunca se precisó la participación de la guerrilla.

En cambio, señaló que las investigaciones, que habrían avanzado en este último tiempo, darían cuenta que incluso una patrulla de la Policía escoltó a los autores materiales del crimen tras haberlo cometido: “Todas las evidencias apuntan a la evidente participación del Estado en la muerte de Álvaro Gómez Hurtado”.

Asimismo, expresó que los archivos del DAS dan cuenta de que Álvaro Gómez Hurtado se encontraba bajo estricta vigilancia del extinto Departamento Administrativo de Seguridad. Los agentes de la entidad clausurada, según el abogado, habrían realizado la inteligencia que después le habría sido entregada a los asesinos del líder conservador. Incluso, aseguró que las pesquisas apuntarían a una directa participación del cartel del Norte del Valle.

Gómez Martínez volvió a hacer hincapié en la versión de que el expresidente Ernesto Samper habría traicionado al cartel de Cali, con cuyos dineros supuestamente llegó a la presidencia, y se habría aliado con el cartel del Norte del Valle para tratar de salir del escándalo del proceso 8.000. Al parecer, de acuerdo con lo dicho por el abogado, parte de la solución pasó por el crimen de Álvaro Gómez, que para ese momento era uno de los mayores críticos del presidente y que era el mayor impedimento para que los conservadores absolvieran al primer mandatario en la Cámara de Representantes.

Según el abogado de la familia Gómez Hurtado, la línea de investigación que estaría manejando la Fiscalía iría por estos lados, por eso llamó a declaración juramentada este viernes a varios excapos de ambos carteles. Esta habría sido la razón, de acuerdo con Enrique Gómez Martínez, para que las Farc saliera a echarse la culpa en este proceso.

“El tema de lo que diga las Farc es indiferente, le van a echar la muerte de Álvaro Gómez a alguien que está muerto”, expresó Gómez, que vaticinó que el proceso iba a ser retirado de la Fiscalía para ir a parar a la JEP. “Van a enterrar las pruebas y le van a dar un entierro de tercera al caso de Álvaro Gómez”, concluyó.

Síguenos en Google Noticias

 

Este portal es propiedad de Comunican S.A. y utiliza cookies. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso, de acuerdo con esta política.