Publicidad
13 Oct 2015 - 10:25 p. m.

"José Miguel Narváez instigó el crimen de Jaime Garzón": Fiscalía

Para el ente investigador el asesinato del periodista y humorista fue motivado por el malestar que causaba en los altos mandos del Ejército sus labores humanitarias.

Redacción Judicial

"José Miguel Narváez instigó el crimen de Jaime Garzón": Fiscalía

Para la Fiscalía General existen pruebas testimoniales suficientes para inferir la participación del exsubdirector del DAS, José Miguel Narváez en los hechos que rodearon la planeación y ejecución en el crimen del periodista y humorista Jaime Garzón Forero el 13 de agosto de 1999.

Narváez, quien en ese momento se desempeñaba como profesor de la Escuela de Guerra, tenía una gran cercanía con el máximo jefe de las Autodefensas Unidas de Colombia (AUC), Carlos Castaño Gil a quien incluso asesoraba en temas militares e ideológicos en la lucha contra grupos subversivos.

Su presencia en los campamentos, como lo manifestaron varios excomandantes paramilitares, era común. Así como las instrucciones y clases que recibían en las cuales daba nombres y direcciones sobre personas que consideraba eran cercanas a la guerrilla y tenían un pensamiento comunista.

Entre estas personas se encontraba el periodista cuyas labores humanitarias en la mediación para la liberación de secuestrados causaba una gran molestia en los altos mandos del Ejército, quienes incluso decían en los círculos cercanos que Garzón se estaba beneficiando económicamente de estos rescates.

En una seria de encuentros en fincas de “propiedad” de los Castaño Gil, Narváez le manifestó al comandante paramilitar la necesidad de atentar contra la vida de Garzón Forero a quien calificó como un “diplomático de la guerrilla” muy cercano al ELN.

En dichas reuniones, en las cuales estuvieron presentes ‘Ernesto Báez’ y ‘Don Berna’ le fueron de presentes fotos y videos de los seguimientos adelantados por inteligencia militar al periodista, así como una supuesta foto en la que vestía de camuflado. Después de ese encuentro Carlos Castaño ordenó el asesinato.

Acto seguido contactó al ‘Negro Elkin’, comandante de la banda delincuencial de La Terraza para que ejecutaran el crimen. En ese momento le fueron entregados todos los datos de inteligencia y le ordenó enviar a sus hombres a Bogotá para que en un plazo de dos semanas acabaran con la vida de Garzón.

Fue así como una vez los asesinos a sueldo en la capital de la República fueron recibidos por el coronel Jorge Eliécer Plazas Acevedo, quien les entregó otra información sobre los movimientos del periodista, datos obtenidos del seguimiento hecho durante varios meses al humorista.

Pese a que en un principio Carlos Castaño estaba satisfecho con los resultados de la acción al ver el rechazo de la población colombiana y las movilizaciones que se registraron cuestionó a Narváez y le reclamó haberlo presionado para ordenar este asesinato.

De esto fue testigo alias ‘Don Berna’, quien escuchó el reclamo del máximo jefe de las AUC quien aseguró que tanto en el crimen del senador Manuel Cepeda Vargas como en el caso de Jaime Garzón Forero había cometido un error.

La doctrina anticomunista

Varios testigos igualmente coincidieron en afirmar que la base de las clases de Narváez Martínez era calificar de comunistas y subversivos a todos los defensores de los derechos humanos, enemigos del Gobierno, miembros de la izquierda o todo aquello que estuvieran en contra de la expansión de los paramilitares.

Ordenándoles sacar papel y lápiz Narváez les daba nombres, datos y direcciones sobre aquellas personas que por su ideología y posición dentro de la sociedad debían ser considerados como un “objetivo militar”. Aquellos que tuvieran una posición crítica sobre la situación del país o que con sus opiniones generaran un debate entraban en esta lista.

“Le vendió la idea que Jaime era guerrillero”, aseguró el excomandante paramilitar alias ‘Bam Bam’ quien aseguró era evidente el aprecio que le tenía Carlos Castaño a Narváez, quien a su vez tenía relación con los altos mandos del Ejército, principalmente con miembros de la inteligencia.

Por estos hechos la Fiscalía General le solicitó a la jueza séptima especializada de Bogotá que emita fallo condenatorio contra el exsubdirector del DAS por el delito de homicidio agravado en calidad de determinador.

Ultimátum

La jueza fijó para el próximo 1 de noviembre la audiencia para adelantar los alegaros de conclusión por parte del representante de la Procuraduría General quien por cuarta oportunidad aseguró no estar preparado para presentar sus argumentos en este caso.
 

Síguenos en Google Noticias