9 Mar 2020 - 3:00 p. m.

“Perdí la confianza en la JEP”: sobreviviente al bombazo de la Escuela Superior de Guerra

El coronel retirado del Ejército, Armando Pintor, fue una de las personas más afectadas por el atentado de las Farc a esta base militar de Bogotá. En entrevista con este diario, anunció que ya apeló la amnistía que le otorgó la JEP a Marilú Ramírez, una de las cabezas del ataque. Pero dice que, tras esa decisión, no confía en la justicia especial.

Redacción Judicial

El 19 de octubre de 2006, gracias a la infiltración de Marilú Ramírez, las Farc pusieron un carro bomba en la Escuela Superior de Guerra, en el norte de Bogotá. / Archivo El Espectador
El 19 de octubre de 2006, gracias a la infiltración de Marilú Ramírez, las Farc pusieron un carro bomba en la Escuela Superior de Guerra, en el norte de Bogotá. / Archivo El Espectador

En los últimos días la Sala de Amnistía e Indulto de la Jurisdicción Especial para la Paz (JEP) le concedió la amnistía a Marilú Ramírez, Lulú, una exintegrante de las Farc, que se infiltró en la Escuela Superior de Guerra de Bogotá con el fin de recopilar información de ese centro militar para luego entregarla al grupo guerrillero. Esta acción encubierta, dijo la justicia, permitió la ejecución del atentado con un carro bomba, que en octubre de 2006, afectó a 18 estudiantes de la Universidad Militar, contigua a la Escuela. Uno de esos sobrevivientes, el coronel (r) Armando Pintor, habló con El Espectador sobre el caso. 

Síguenos en Google Noticias

 

Este portal es propiedad de Comunican S.A. y utiliza cookies. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso, de acuerdo con esta política.