2 Jul 2019 - 11:00 a. m.

¿Quién debe conocer el caso "Santrich": la Corte Suprema o la JEP?

En medio de la controversia que generó la desaparición de "Jesús Santrich", cuyas circunstancias son aún un enigma, se conoce que su defensa planteó un conflicto de competencias ante la Corte Constitucional pidiendo que el proceso vuelva a la JEP.

Redacción Judicial

Desde el sábado 29 de junio en la noche se desconoce el paradero de "Santrich". / EFE
Desde el sábado 29 de junio en la noche se desconoce el paradero de "Santrich". / EFE

Los abogados de Jesús Santrich están convencidos de que el expediente de su defendido, quien se separó de su esquema de seguridad el pasado 29 de junio y desde entonces se encuentra desaparecido, debería estar en la Jurisdicción Especial para la Paz (JEP) y no en la Sala Especial de Instrucción de la Corte Suprema de Justicia. Por esa razón, le pidió a la Corte Constitucional que zanje el conflicto de competencias que, según los litigantes, existe. 

El pasado 28 de junio, un día antes de que Santrich dejara el espacio territorial de capacitación y reincorporación (ETCR) de Tierra Grata (La Paz, Cesar) en circunstancias que aún no están esclarecidas, los defensores del exjefe guerrillero enviaron dos cartas. Una iba dirigida a la magistrada de la Corte Constitucional Cristina Pardo, quien tiene a su cargo elaborar el proyecto de fallo de este conflicto de competencias, para, "de manera informal", enterarla de que la Sala de Instrucción de la Corte Suprema citó en indagatoria a Santrich el próximo 9 de julio.

::“Santrich”, una nueva incertidumbre::

La Sala tomó esa decisión tras determinar la Corte Suprema que el caso Santrich, iniciado por la Fiscalía, debía quedar en sus manos dada la calidad de congresista que ostenta el exjefe guerrillero. Este llegó a la Cámara de Representantes a ocupar una de las 10 curules que el Acuerdo de Paz les dejó a las Farc para esta y la próxima legislatura. El pasado 11 de junio, Santrich, quien duró un año detenido en La Picota, se posesionó como representante. 

El cargo por el cual a Santrich lo investiga la Corte Suprema es concierto para delinquir con fines de narcotráfico. En contra suya pesa una declaración de Marlon Marín, sobrino de Iván Márquez -las autoridades colombianas tampoco saben dónde está Márquez-. Al abrir la investigación formal, la Corte determinó que no capturaba a Santrich para que rindiera indagatoria porque no veía necesidad de hacerlo. El interrogante ahora es si Santrich llegará a cumplir con la diligencia en la alta corporación o si esta ordenará su arresto para que cumpla la diligencia.

::“Su deseo es eludir la justicia”: presidente Duque sobre “Jesús Santrich”::

La segunda carta que enviaron los defensores de Santrich llegó a la Sala Especial de Instrucción de la Corte Suprema. En ella, los litigantes le piden al alto tribunal que tenga en cuenta algunas consideraciones. Por ejemplo, que hasta la fecha han solicitado copia "de todo lo actuado" y lo que han recibido es "acceso parcialmente a la documentación". Y, encima, del 2 al 5 de julio no va a haber atención al público, por lo que "la defensa no habrá tenido oportunidad de acceder a la totalidad del expediente y elementos probatorios". 

Lo más importante para los abogados de Santrich es, sin embargo, algo más: el conflicto de intereses. En la comunicación le explican a la Sala de Instrucción que plantearon el conflicto ante la Corte Constitucional porque, según el fallo de la JEP en que se le otorgó al miembro del partido FARC la garantía de no extradición, la Sala solo debería conocer de este proceso cuando la decisión se encuentre ejecutoriada. Es decir, cuando esté en firme porque ya no quedan más recursos para pedir un cambio de decisión.

El pasado 15 de mayo, la JEP le otorgó al exguerrillero la garantía de no extradición y ordenó su libertad inmediata. La jurisdicción especial anunció que no había recibido, ni de Estados Unidos ni de la Fiscalía colombiana, las pruebas suficientes para establecer que Santrich habría delinquido después de la firma del Acuerdo de Paz. Eso fue lo que requirió la JEP para autorizar su extradición. Alegando que la determinación de no enviarlo a EE.UU. era una afrenta al Estado de Derecho, el fiscal general, Néstor Humberto Martínez, renunció.

Ese fallo lo profirió la Sección de Revisión del Tribunal para la Paz. La Sección de Apelación tiene ahora la tarea de estudiar el tema en segunda instancia, pues la Procuraduría lo impugnó. Es por eso que la decisión no está ejecutoriada y, según los abogados de Santrich, solo hasta que haya fallo en segunda instancia se puede pensar que la Sala Especial de Instrucción de la Corte Suprema tiene competencia sobre este controversial proceso."La JEP mantiene la competencia para investigar y juzgar dichos hechos", aseguran. 

Ahora, será responsabilidad de la Corte Constitucional dirimir el debate y señalar quién debe seguir con la investigación contra Santrich, si la Sala de Instrucción o la JEP. Una decisión que adquirió aun más relevancia este fin de semana, en el que se supo que Santrich se fue sin escoltas y sin conocerse a dónde. Versiones apuntan a que se fue a Venezuela, algo no confirmado oficialmente. No es claro todavía si llegará a la indagatoria del 9 de julio; ni siquiera es claro si volverá. 

::"Jesús Santrich" abandonó su esquema de protección y no se sabe dónde está, advierte UNP::

Read more!

Síguenos en Google Noticias

 

Este portal es propiedad de Comunican S.A. y utiliza cookies. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso, de acuerdo con esta política.