21 Oct 2020 - 12:00 p. m.

“Tal vez en otro momento lo sucedido a Juliana Giraldo hubiera quedado sepultado”

El 24 de septiembre, un militar del Ejército Nacional mató a Juliana Giraldo cuando ella se movilizaba en un vehículo junto con su pareja y dos personas más, en Miranda (Cauca). En diálogo con El Espectador, el profesor de la Universidad de los Andes, José Fernando Serrano, se refirió al manejo mediático que tuvo el caso y al provecho que algunas figuras políticas sacaron del hecho.

Ya se va a cumplir un mes de la muerte de Juliana Giraldo. Un proyectil del arma de dotación de un militar le atravesó la cabeza y acabó con su vida el pasado 24 de septiembre, en una vía del municipio de Miranda (Cauca). Lo que se sabe, es que ella se movilizaba en un carro viejo en compañía de su pareja y dos personas más, En el camino, se percataron de la presencia de soldados sobre la vía, pero como no llevaban los papeles del vehículo, decidieron que lo mejor era evadir el control de los militares e hicieron la maniobra de retorno. En ese momento, un militar perteneciente al Batallón de Alta Montaña No. 8 José María Vesga, salió sorpresivamente y disparó sin control.

Juliana Giraldo estaba sentada en el asiento de copiloto y ahí mismo se derrumbó. Su pareja inmediatamente grabó un video. “Me mataron a Juliana” gritaba el hombre entre lágrimas, al tiempo en que suplicaba por ayuda. El video rápidamente se hizo viral y los hechos fueron conocidos por todo el país. Ese mismo día, la Fiscalía anunció la apertura de una investigación urgente y envió a un fiscal experto en temas de género, pues Juliana Giraldo era una mujer trans. Desde entonces no se conocen mayores avances por parte de la entidad y, aunque el soldado que disparó ya está identificado, todavía no se ha hecho la imputación de cargos. (Lea también: Militar mató a una mujer en la vía pública en Miranda (Cauca))

Comparte: