4 Sep 2021 - 3:00 a. m.

El lío entre Chile y Argentina por la soberanía de una plataforma marítima

El presidente chileno, Sebastián Piñera, afirmó que Chile defiende su “soberanía” al haber actualizado su carta náutica e incluir una parte de la plataforma marítima al sur del Mar de Drake y el Cabo de Hornos, que Argentina reclama como propia. Así va el caso.

La semana pasada, Chile publicó una actualización de su carta náutica en la cual extendió sus límites marítimos hasta una zona que, según Argentina, es parte de su plataforma y de una extensa área de los fondos marinos y oceánicos, espacio que forma parte del Patrimonio Común de la Humanidad, de conformidad con la Convención de las Naciones Unidas sobre el Derecho del Mar.

La reforma de la Carta Náutica No. 8, que es la que establece los límites chilenos, fue adoptada el pasado 23 de agosto, pero la medida está causando un lío de proporciones mayores con Argentina. Días después de conocer la actualización, el ejecutivo, encabezado por Alberto Fernández, acusó a Chile de “vocación expansiva” y aseguró que esa medida supone “un avance inusitado” que pretende proyectar la plataforma continental al este del meridiano 67º 16′ 0.

Le puede interesar: Colombia y Nicaragua se volverán a encontrar en la CIJ el 20 de septiembre

El canciller argentino, Felipe Solá, afirmó que esta proyección coincide con el Tratado de Paz y Amistad, celebrado entre ambos países en 1984, pero Chile le respondió: ”Estamos ejerciendo nuestros legítimos derechos, como una política de Estado que la hemos conversado con todos los expresidentes y en plena conformidad con el derecho internacional”, concluyó Piñera.

“Lo que Chile ha hecho es defender su soberanía y defender sus legítimos intereses, declarando su plataforma continental al sur del mar de Drake y el Cabo de Hornos”, agregó el mandatario chileno, en respuesta al comunicado argentino. “Nadie se apropia de lo que le pertenece”, agregó, por su parte, el canciller chileno Andrés Allamand, quien rechazó la acusación argentina.

Las autoridades chilenas indicaron que este litigio será resuelto mediante el diálogo y que no acudirán a ninguna instancia internacional para tratarlo, ya que el gobierno argentino también manifestó su intención de resolverlo de forma bilateral.

Argentina sostiene que Chile proyecta la plataforma continental al Este del meridiano 67º 16´ 0, lo cual, a su juicio, no coincide con el Tratado de Paz y Amistad previamente mencionado. Chile manifiesta que lo hecho responde a una petición de 2020 de la Autoridad Marítima Internacional de los Fondos Marinos para identificar sus coordenadas geográficas, indicando el límite exterior de la plataforma. “Quiero agregar que también vamos a declarar a fines de este año la plataforma continental al oeste de la península Antártica”, anunció el mandatario chileno.

¿Ya está enterado de las últimas noticias en el mundo? Lo invitamos a ver las últimas noticias internacionales en El Espectador.

Chile y Argentina estuvieron cerca de un conflicto bélico a finales de la década de los setenta debido a una controversia por la soberanía de tres islas en el canal del Beagle, en el extremo austral del continente. La urgente mediación del fallecido Papa Juan Pablo II evitó el enfrentamiento entre ambos países.

Este viernes el presidente chileno insistió: “Quiero solamente plantearles a todos mis compatriotas que estamos ejerciendo nuestros legítimos derechos y eso es una obligación”.

De los 25.000 kilómetros cuadrados de superficie continental declarados, reconoció Piñera, hay una superposición de 5.000 kilómetros con territorio argentino en el Mar de Drake, el tramo que separa América del Sur de la Antártida. ”Esta superposición debe negociarse a través del diálogo y los acuerdos”, expresó.

Comparte: