29 Mar 2022 - 2:25 a. m.

EE. UU. lima asperezas con Israel enviando a Blinken a histórica visita

Estados Unidos e Israel se aproximan a una nuevo diálogo que tiene como objetivo despejar el camino de las conversaciones sobre el Acuerdo Nuclear de 2015, con más desacuerdos que arreglos entre los dos países.
Publicidad

El secretario de estado de Estados Unidos, Anthony Blinken, asistió a un encuentro histórico en el desierto de Néguev, al sur de Israel. Con el objetivo de evitar que Irán se hiciera con una bomba atómica, Blinken se reunió en un cónclave con ministros de Emiratos Árabes Unidos, Marruecos, Baréin, Egipto y e Israel. Durante su visita reiteró la intención de acercarse a Israel y llegar a acuerdos sobre la situación nuclear con Irán.

Después de un proceso de negociaciones, Washington y Teherán están en la fase final de una conversación que les permitiría reactivar el pacto nuclear del 2015, que se conoce como Plan de Acción Integral Conjunto.

Este fue un acuerdo firmado por Alemania, Irán, Rusia, Estados Unidos, China, Francia, Reino Unido y la Unión Europea. A través de este se limitaban las reservas nucleares de Irán, a cambio de levantar sanciones económicas. De esta manera se pactó un plan de 15 años en el que Irán, eventualmente, reduciría en 98% su uranio enriquecido y no podría construir plantas para la obtención de plutonio hasta 2030. De ser exitosas las negociaciones actuales entre las dos naciones, el pacto nuclear volvería a entrar en efecto.

Inicialmente, este pacto de 2015 fue roto en 2018 durante la administración de Donald Trump, cuando este decidió retirar a Estados Unidos de la alianza y castigar a Irán nuevamente con sanciones económicas. En respuesta, Irán rompió los límites impuestos a su programa nuclear y comenzó a incrementar sus reservas de plutonio y Uranio.

Este encuentro entre países del medio oriente y Estados Unidos, marca también una nueva postura política del gobierno Biden. Hasta el momento, Washington se negaba a normalizar nuevamente sus relaciones con Israel, debido a que el conflicto palestino-israelí se mantenía en pie. Sin embargo, con la proximidad al restablecimiento del acuerdo nuclear, Blinken reiteró la disposición del gobierno Biden para entrar en contacto de con Israel y trabajar juntos para, según dice, evitar la desestabilización del medio oriente a causa de Irán.

El secretario de estado también se reunió con el presidente palestino Mahmud Abás, quien criticó la respuesta fuerte y contundente de occidente tras el inicio de la invasión rusa a Ucrania, teniendo en cuenta la poca intervención internacional con el objetivo ayudar a solucionar el conflicto palestino en Israel.

La gira de blinken por el grupo de países árabes despertó amenazas por parte del Estado Islámico. Mientras los jefes de estado se reunían en Israel, se presentó un ataque terrorista, cuando dos hombres abrieron fuego contra un grupo de personas en la ciudad Hadera, al norte del país. Dos policías y los atacantes murieron en el hecho, dejando heridas a otras seis personas. La responsabilidad del ataque fue asumida por el grupo terrorista a través de su portal de propaganda Amaq. Todos los ministros presentes en la cumbre condenaron el ataque y ofrecieron condolencias a las familias de las víctimas.

Recibe alertas desde Google News