Que a usted no le pase: así operan bandas de fleteros en Bogotá

La Sijín de la Policía efectuó rastreos satelitales, interceptaciones y seguimientos para dar con una de las organizaciones más peligrosas en la ciudad.

En el marco de una redada contra sofisticadas bandas dedicadas a hurtar a los usuarios de las entidades bancarias de Bogotá, la Policía puso al descubierto la forma como operan en diferentes zonas de la ciudad y toda la logística que ponen en marcha para fraguar millonarios asaltos.

A través de rastreos satelitales, interceptaciones telefónicas y seguimientos personales, a fin de lograr videos y fotografías que evidenciaran sus movimientos, las autoridades lograron desarticular en las últimas horas una de estas organizaciones. (Lea: Desarticulan peligrosa banda dedicada al fleteo en Bogotá)

Según la Sijín de la Policía, los delincuentes tienen roles bien definidos y la coordinación entre ellos es clave para asaltar a las víctimas. Igualmente decisivas son las motos de alto cilindraje que emplean y los vehículos particulares que utilizan. Las bandas operan de forma tal que hasta llegan a repartirse por zonas a sus víctimas.

“Tenemos que hay un líder de la banda. Se reparten los roles que van a cumplir durante el hurto: está el marcador, el caminador, el instalador, el transportador y el coordinador de medios logísticos”; explicó a Noticias Caracol el coronel Douglas Restrepo, jefe de la Sijín de la Policía en Bogotá.

El marcador, según pudieron establecer las autoridades, es el hombre que se hace cliente del banco y se gana la confianza de los empleados para no despertar sospechas. Allí observa el movimiento financiero de los clientes. El caminador es quien sigue a la víctima, y les avisa a sus cómplices que están afuera, los llamados instaladores. (Video: Cuidado, este es el modus operandi de fleteros en Bogotá)

Una interceptación telefónica a una de estas organizaciones, denominada los ‘XJ’, evidenció su ‘modus operandi’:

Caminador: “Doctor, la puerta cuatro ¡rápido!”
Instalador: “¿La cuatro?”
Caminador: “¡La cuatro, la de atrás. La que queda atrás. Rápido. Va a pie, va a pie...”
Instalador:  “Espere, porque ¿dónde va?”
Caminador: “Mire doctor... doctor va a pasar la puerta cuatro. En el bolso de una cucha, más de 20 (millones)”.

En este caso, los llamados instaladores siguieron a la víctima hasta abordar un taxi. Aproximadamente 15 minutos después, cuando el vehículo se detuvo, los fleteros atacaron.

Aunque el conductor del automotor intentó escapar tuvo que detenerse intimidado por un arma de fuego. Cámaras de seguridad permitieron ver al transportador esperando a su cómplice en la moto. Le quitan el dinero a su víctima y luego escapan.

La Policía anunció que arreciará la ofensiva contra estas organizaciones y pondrá en marcha extinción de dominio para quitarles todo lo que ganaron producto de los asaltos.
 

Temas relacionados