En cinco semanas finalizará la remoción de basuras

Vecinos de Doña Juana, a aguantarse al menos un mes más las moscas

El alcalde Enrique Peñalosa aseguró además que se adelantan investigaciones para sancionar al operador del relleno y manifestó que no permitirán manifestaciones violentas ni bloqueo de vías que afecten la operación.

Alcaldía de Bogotá

Ante la grave situación de orden público y de salubridad que se presenta en el relleno sanitario de Doña Juana, el alcalde Enrique Peñalosa ofreció este martes una rueda de prensa en la que explicó las medidas que el Distrito adoptará para manejar la problemática de vectores que afecta a los vecinos de los barrios Chuniza, Monteblanco y La Aurora, en Usme, y Mochuelo Alto y Bajo, en Ciudad Bolívar. 

De acuerdo con el mandatario, quien reveló que se adelantan investigaciones para sancionar al operador CGR "dado que no se ha hecho todo lo que debe hacerse", los vecinos del relleno tendrán que esperar al menos cinco semanas mientras se ponen en marcha los trabajos de remoción de basuras, lo que permitirá resolver "defintivamente" la problemática de plagas, moscas y ratones. Entretanto, una flotilla de 60 funcionarios trabajará para fumigar de forma inmediata la zona y atender la situación de las moscas.  (Lea: Las moscas que colmaron la paciencia de los vecinos del relleno Doña Juana)

"En cinco semanas finalizará la remoción de basuras en el relleno para resolver definitivamente el problema de los moscos. 60 personas, entre personal del operador y el Idiger, fumigarán también las zonas aledañas al relleno de Doña Juana (...) Adelantamos una acción de incumplimiento al operador del relleno de Doña Juana por no prever esta situación", aseguró el mandatario.

Sobre los enfrentamientos entre la comunidad y uniformados del Escuadrón Móvil Antidisturbios (Esmad) de la Policía —en hechos que dejaron al menos 20 lesionados y siete capturados— Peñalosa manifestó que, aunque lamenta las afectaciones y los problemas de los vecinos, "no permitiremos las vías de hecho". 

"Lamento que haya personas afectadas en inmediaciones al relleno de Doña Juana, pero no permitiremos las vías de hecho. No podemos permitir que se sigan quemando vehículos y bloqueando la vía de acceso al relleno. Esa no es la solución", agregó el mandatario. (Lea: Choques entre Policía y vecinos agravan situación de orden público en relleno Doña Juana)

Peñalosa explicó que la proliferación de moscas obedece al traslado de 750 toneladas de basura al interior del relleno, sumado a un deslizamiento de residuos que data de 2015. En ese sentido, aseguró que las obras para hacer el desplazamiento de estos residuos ya se están adelantando: “En la próximas semanas se completará la remoción de las basuras, con la ubicación técnica ajustada como debe hacerse con el manejo adecuado de los lixiviados”, indicó. 

Ante el llamado de varios concejales para declarar la emergencia sanitaria, Peñalosa negó esta alternativa y argumentó que ya se están tomando todas las medidas necesarias para controlar la situación y garantizar la recolección de basuras en la ciudad. Por otro lado, se remitió a un estudio de la Universidad Nacional que sostiene que "no hay otro sitio en Bogotá que sustituya a Doña Juana" y dijo que, según el Banco Mundial, el relleno "tiene una vida útil de más décadas". 

Por último, el alcalde reiteró que están abiertos a escuchar a la comunidad para atender las quejas: “Hay funcionaros de la Alcaldía permanentemente en el sector. A los ciudadanos y líderes de este proceso les hemos ofrecido reunirnos mañana (miércoles) en la Alcaldía Local de Ciudad Bolívar o la Personería Distrital para analizar todos los temas”, concluyó. 

Lo que dejan dos días de protestas 

Este martes se volvieron a presentar bloqueos en el relleno de Doña Juana. Los campesinos que viven cerca del botadero decidieron seguir manifestándose con el fin de recibir una respuesta inmediata del Distrito para detener la proliferación de plagas de moscas y ratas en las viviendas de la zona, lo que ha hecho insostenible la vida de los habitantes de los tres barrios aledaños y las veredas cercanas.  (Lea también: Vecinos del relleno Doña Juana protestan por proliferación de moscas)

La manifestación comenzó en la madrugada del pasado lunes. Aunque en la zona hubo presencia de representantes de la Personería Distrital y la Uaesp, no se llegó a ningún acuerdo con la comunidad, aunque la Unidad Especial de Servicios Públicos aseguró que se adelanta una fumigación a través de drones y además “desde el sábado empezamos un proceso de cobertura de esos taludes que estaban descubiertos, de tal manera que se rompa el contacto de los insectos con los residuos que están en proceso de descomposición”, dijo Yanlicer Pérez, subdirector de recolección barrido y limpieza de la entidad.

En el transcurso del día los habitantes de la zona continuaron bloqueando el ingreso de los camiones recolectores de basura, de hecho, en la noche del lunes se presentaron tres incendios dentro del relleno en los que se quemó una reroexcavadora y se presentó el volcamiento y quema de un camión de Ecocapital. De acuerdo con el consorcio CGR del sistema, en los hechos resultó herido uno de los conductores de los vehículos recolectores. 

Además de esto, se presentó la muerte de un menor que, según el Distrito, no pudo ser atendido por los bloqueos que se presentan en el relleno. “Desde su ingreso, el equipo de profesionales garantizó la atención del menor y solicitó la presencia de una ambulancia para su traslado a una unidad de mayor complejidad, pero su tripulación reportó bloqueos en la zona de Doña Juana, hecho que impidió su acceso al sitio donde se encontraba el paciente”, informó el ministerio de Salud.

Contrario a esto, personas en la zona aseguraron que el niño murió mucho antes de que se prestara la atención médica. “Tenemos videos registro de llamadas y todo de que la ambulancia llegó 40 minutos después de que el niño se muriera. En el hospital no hay ni oxígeno”, dijo Yurani Muñoz a Caracol Radio. 

Por su parte, el alcalde Enrique Peñalosa desvirtuó que el menor haya muerto por los efectos que pudo haber tenido sobre su salud el que viviera cerca al relleno y que contrario a esto, habría muerto como consecuencia de una enfermedad congénita.

Finalmente, en la mañana de este martes se presentaron demoras, hasta de ocho horas en la recolección de basuras en Usaquén, Suba y Engativá, las localidades más alejadas del relleno, por lo que el Distrito habilitó un plan de contingencia para agilizar el proceso de recolección de basuras.