“La ANTV es invisible”

La funcionaria al mando de la Autoridad Nacional de Televisión dice, además, que se hará un estudio con expertos internacionales para definir la nueva política pública de TV en un escenario al que han entrado jugadores como Netflix.

Ángela Mora, directora de ANTV, es especialista en derecho público. Luis Ángel

La abogada Ángela Mora es la nueva directora de la Autoridad Nacional de Televisión (ANTV), entidad que estuvo sin designación formal en ese cargo desde diciembre pasado. Mora afirma que esa interinidad no puso freno, pero tampoco acelerador, a los puntos claves de la institución, como la televisión digital terrestre, que más del 40% de los colombianos saben que existe, pero, según ella, “una cosa es saber y otra saberla usar”.

También está la tarea de desplegar la televisión social y decidir sobre el tercer canal, cuya licitación sigue siendo una posibilidad. Es mandato del Consejo de Estado que ANTV diga si habrá o no otro jugador en la televisión. No se ha decidido nada por ahora, dice la directora, y para resolver el asunto se podría hacer un estudio que “cuando lo tengamos que hacer, lo haremos”.

¿Cómo encuentra la institución a su llegada?

La ANTV es una entidad relativamente nueva y, muy a mi pesar, se ve muy débil. La opinión pública no la ve como una entidad muy poderosa ni firme frente a los reclamos que hace la comunidad. Es una de mis mayores preocupaciones. La gente reclama y no sabe qué es ANTV, aunque todos los días salgan por lo menos 20 espacios institucionales. No saben que no somos sólo ese ente cuestionado, sino el que permite que en Colombia haya televisión, que haya Señal Colombia, que en el Canal Institucional se vean los debates del Congreso, lo que se está discutiendo en el capitolio, en un ejercicio de democracia. Me preocupa que la ANTV es invisible.

¿Qué falla? ¿Faltan dientes?

Falta que la gente nos conozca. Financiamos la televisión pública, todos los contenidos educativos, culturales y deportivos. Fuimos candidatos a un Emmy Kids por un programa de Señal Colombia y eso fue porque la ANTV dio los recursos para que pasara. El 1º de junio vamos a sacar una campaña que se llama “¿Usted sabe qué es la ANTV?”. Vamos a demostrar que nadie sabe. Si nos van a criticar, que sepan por lo menos por qué nos están criticando.

¿Cómo va el despliegue de televisión digital terrestre (TDT)?

Estamos en la fase dos. Finalizando el próximo año deberíamos estar cubriendo el 92% del país. Los canales privados han hecho una inversión muy importante en transmisores, pero el problema es que la gente no sabe cómo funciona. Tengo TDT en mi oficina y me tuvieron que dar una clase con dos ingenieros porque no la podía poner. Ya sé cómo funciona, pero si me lo tuvieron que enseñar a mí, imagínese en los municipios más apartados. Va a ser más complicado.

¿Cuál es la cobertura de TDT hoy?

Será 70% a finales de mayo.

De cada 100 personas, ¿70 pueden acceder o la tienen?

Pueden acceder.

Habrá un estudio con el DANE para saber los datos de penetración. ¿Cuándo estarán los resultados?

Vamos a poner un formulario de preguntas en la encuesta de hogares y para el censo. La primera semana de junio tendremos el tema más materializado.

¿Cómo va la televisión social?

Se espera que terminando este año estemos en 73% de cobertura nacional de canales públicos. Tenemos 1.122 municipios. De ellos, hay 306 que no tienen acceso a televisión desde su creación porque son muy apartados. Establecer los transformadores y la red es casi imposible porque a veces ni siquiera hay energía y porque la geografía colombiana es muy complicada y no se puede llegar. El DTH Social está dado para los municipios donde no llega esa televisión cableada, y que llegue por satélite. En 2023 deberíamos haber cubierto esos 306 municipios. Está dado con vigencias futuras que saca año a año ANTV para RTVC. Ya están destinadas todas las vigencias futuras, que son $70.000 millones hasta 2023.

¿Cuál es la intención de la reestructuración de Canal Uno?

Las concesiones del Canal Uno se prorrogaron por 40 meses. Hoy estamos a 23 meses de que eso termine. Le corresponde a ANTV hacer un estudio de pauta publicitaria y el proceso de selección para definir cuántos operadores van a ser. Lo más importante por definir es el modelo económico. Saber hasta dónde va la pauta para que a partir de eso se diga si Canal Uno va a ser para un operador o cuatro, como ahora; cuánto de la pauta que tienen RCN y Caracol van a poder rasguñar, porque, si rasguñan, la concesión va a costar más; si vale la pena sacar un tercer canal o no, que es un tema que está en el Consejo de Estado y no ha avanzado. Definir qué va a pasar con Canal Uno depende de una evaluación del modelo económico para saber si subsiste.

¿Quién va a hacer el estudio y cuándo podemos esperar resultados?

Hoy estamos a 23 meses. Nos reunimos con un par de economistas. Será un proceso de concurso de méritos que defina el modelo económico de Canal Uno, que va a terminar impactando el modelo económico del resto de la televisión. Esperamos tener contratados los economistas que nos ayuden a definir las condiciones para sacar el concurso en menos de un mes. Ese concurso debería estar abierto finalizando el año, o empezando el otro, para que nos digan qué vale, cuánto vale y cómo va a impactar.

¿Cómo se prepara la televisión pública para el auge de modelos como Netflix?

Hemos contratado expertos en televisión con tres ejes temáticos: convergencia tecnológica, en contenidos y regulación. Haremos un estudio académico para saber hacia dónde va la televisión, la televisión como política pública, y cómo mezclar todos esos factores, porque nuestra normatividad se volvió anacrónica. Finalizando septiembre se tendrán los primeros insumos. De ahí saldrá un proyecto de ley que será presentado al Congreso.

¿Regulación, por ejemplo, para contenido por internet?

Hay quienes dicen que es como empezar a reglamentar Facebook. Netflix ni siquiera está en Colombia, entonces cómo lo obligo a que me ponga un contenido, cómo lo sanciono si además cada usuario está pagando por lo que quiere ver. Los expertos tienen esos ejes temáticos para ver hasta dónde puede intervenir el Estado en contenidos que vengan por internet.

 

El Espectador hace parte del mismo grupo de medios al que pertenece Caracol TV.