Denuncian ante la Fiscalía a la embajadora Adriana Mendoza

Noticias destacadas de Judicial

La Fiscalía confirmó que recibió una denuncia y que el caso está apenas en indagación preliminar. La funcionaria tiene una investigación disciplinaria en la Procuraduría por presunto derroche de recursos públicos como jefe de la misión diplomática ante la ONU.

La saliente embajadora de Colombia ante la Organización de las Naciones Unidas (ONU), con sede en Ginebra (Suiza), fue denunciada ante la Fiscalía General. Así lo confirmó la misma entidad al señalar que el caso apenas está en indagación preliminar y que se deberá determinar si hay lugar o no a iniciar pesquisas de fondo en su contra. Los hechos son los mismos por los cuales ya tiene una investigación disciplinaria en la Procuraduría: supuestas irregularidades en el manejo de recursos y el uso de los mismos para costear asuntos personales.

Según el congresista David Racero, la noticia criminal en contra de Mendoza se abrió por el delito de peculado por apropiación y el caso le correspondió al fiscal delegado No. 68 adscrito a la Unidad de Intervención Temprana de Denuncias. En el tema disciplinario, la Procuraduría investiga presuntos malos manejos en los dineros asignados a su misión diplomática en las vigencias 2018, 2019 y 2020 pues, al parecer, con dichos recursos habría adquirido lujosos bienes muebles para su residencia y aparentemente pagó con recursos del Estado costosas cuentas en actos no oficiales.

(Lea también: Trasladan a Finlandia a embajadora ante la ONU investigada por posibles gastos irregulares)

El Ministerio Público además investiga a Mendoza por presunta falsedad de documento público y privado, así como en una posible evasión de impuestos por la compra de una camioneta BMW para uso personal y no para el servicio diplomático. “Se investiga si la jefe de la misión diplomática habría presentado ante el gobierno suizo facturas de gastos de representación como si fueran vales de compras personales, teniendo en cuenta que los diplomáticos extranjeros tienen derecho a solicitar la devolución de sus impuestos una vez al año”, indicó dicha entidad.

María del Rosario Mendoza fue embajadora Colombiana ante la ONU desde el 24 de octubre de 2018 hasta noviembre de 2020 cuando fue el Gobierno la nombró como embajadora extraordinaria y plenipotenciaria ante la República de Finlandia. A mediados del año pasado, su nombre sonó en los medios de comunicación por cuenta de un artículo en el portal Cuestión Pública que daba cuenta de un supuesto manejo irregular de los recursos públicos por parte de la funcionaria.

(Le puede interesar: Procuraduría investigará a la embajadora de Colombia ante la ONU)

Según reveló el medio, la funcionaria habría pasado como gastos de representación, varias salidas a restaurantes en Suiza. Por ejemplo, dice el medio de comunicación, en 2018 Mendoza supuestamente pasó una factura del restaurante Together, ubicado en Ginebra, por un monto de $600.000 pesos colombianos. Lo mismo habría hecho con una cuenta del restaurante Sabores de Líbano que ascendía a 358 mil pesos colombianos.

Otra de las cuentas presentadas, según señaló Cuestión Pública en ese momento, fue la del Floor Two del Grand Hotel Kempinski por una suma de 1.486.000 pesos colombianos y otras. Tales cuentas habrían sido justificadas como almuerzos, reuniones o eventos para tratar asuntos diplomáticos o con ocasión de conferencias y eventos relacionados con la misión diplomática. Entre lo muchos gastos estarían dos cenas con el ahora ministro de Defensa, Carlos Holmes Trujillo, que para ese momento era Canciller y jefe de Mendoza.

Los costos de dichas comidas superarían los $2.000.000 y se habrían dado en el marco de las visitas de Trujillo a Ginebra, Suiza, para negociar la permanencia de la Oficina del Alto Comisionado de Derechos Humanos de la ONU en Colombia. Por otro lado, la funcionaria, según las pesquisas, también habría pasado almuerzos de cumpleaños con subalternos como gastos de representación, asegurando que se trataban de encuentros en medio de la XXXIII Conferencia Internacional de la Cruz Roja.

“Además de los honorarios y gastos de representación, Colombia paga cerca de $1.150 millones al año por el arriendo del apartamento donde vive la embajadora. Aunque Ginebra es una de las capitales de Europa donde la vida es más costosa, el arriendo de un apartamento de 100 mts2, en un buen sitio, oscila entre los 5.000 y 8.000 francos suizos. El canon mensual del apartamento en el que vive la embajadora es de 19.000 francos sin contar dos empleadas del servicio a su disposición, cuyos sueldos también son pagados por los colombianos”, indicaba el artículo.

Comparte en redes:

Temas Relacionados

Adriana MendozaONUFiscalía