Desde este jueves, guerra contra Bacrim incluye bombardeos

El ministro de Defensa anunció además que cambiará la estrategia y el nombre con los que se conoce a Los Úsuga, Los Puntillos y Los Pelusos, las tres Bacrim más grandes del país, se denominarán Grupos Armados Organizados.

/ Carlos Ortega para EFE.
/ Carlos Ortega para EFE.

En el marco de la sesión especial de la Comisión Segunda del Senado, llevada a cabo en Apartadó (Antioquia) el ministro de Defensa, Luis Carlos Villegas, hizo un anuncio trascendental: de ahora en adelante, las Fuerzas Armadas, tanto Policía como Ejército, podrán usar toda la “fuerza del estado, sin excepciones”, para combatir a las tres bandas criminales más poderosas del país: clan Úsuga, Los Puntillos y Los Pelusos.

Gracias a la directiva 15 del 2016, anunció el alto funcionario, “ya podemos utilizar todo nuestro músculo institucional contra esas tres bandas del crimen organizado”. En el documento, conocido por El Espectador, se autoriza el uso de la fuerza letal en el marco del Derecho Internacional humanitario (DIH) contra estos grupos. En pocas palabras: permite bombardear a estas estructuras criminales.

Si bien el Ministro no hizo una mención explícita de este punto en su intervención ante la Comisión Segunda, sí habló de un panorama más abierto para la lucha contra estos grupos armados. Dijo que esta nueva directiva se aplicara contra “quienes hayan atentado contra la Fuerza Pública y contra la población, a quienes tengan campamentos, a quienes tengan armas largas, a quienes tengan uniformes y presencias en el territorio”.

Villegas fue enfático en que “en Colombia no hay paramilitares, en Colombia hay mafia y hay crimen organizado, y eso es lo que vamos a enfrentar con toda la fuerza del estado, salvo su sometimiento a la Justicia”. Recalcó que es imposible hablar de paramilitares pues estas estructuras no tienen relación con la Fuerza Pública, no son financiados por la sociedad civil y lo único que buscan es el lucro económico.

La directiva, que reemplaza la 14 de 2011, tiene otro cambio fundamental. Después de casi una década, el Ministerio de Defensa deja a un lado el apelativo de bandas criminales (Bacrim) y denomina a esas estructuras ilícitas Grupos Armados Organizados (GAO). En la directiva, se señala que el cambio de nombre se da porque estos grupos han alcanzado una organización armada que les permite “generar niveles de violencia que supera las tensiones y disturbios normales”.

A pesar de que la directiva reconoce el gran peligro que causan los grupos armados organizados –hasta hoy bacrim–, durante la intervención de 18 minutos el ministro Villegas señaló en varias ocasiones que el poder de estas estructuras es menor al que se les atribuye. “Bien distinta es la situación a la de 1995, cuando las mafias tenían en jaque la existencia misma del Estado y la democracia. Hoy son unos bandiditos que producen miedo”, dijo.

“Si cada vez que caiga un cabecilla de los Úsuga va a haber un paro armado, pues preparémonos porque va a haber varios. Van a caer todos los cabecillas de ese clan, son nuestro objetivo de alto valor. Ahí estamos persiguiéndolos uno por uno. Esa amenaza tiene que desaparecer de nuestra lista de miedos y de zozobra”, dijo Villegas en su intervención.

El jefe de cartera anunció además el aumento en el pie de fuerza en Urabá. Afirmó que la Operación Agamenón se mantendrá y fortalecerá, y que llegará a la región, de manera extraordinaria y temporal, una sección de 30 hombres de la Unidad Nacional de Intervención Policial (Unipol) para luchar con la delincuencia común y el crimen organizado común.

También dijo que se reforzará la presencia de la Policía de Carabineros -60 adicionales-, al igual que la conformación de un nuevo Gaula para Urabá, que tendrá 16 integrantes, y cuyo centro de comando y control se situará en la región. Informó además que se reunirá con empresarios de la Industria Bananera para la implementación de 300 puestos de patrullaje, y el refuerzo de esta actividad en el Golfo de Urabá y sus canales fluviales.

630851

2016-05-05T19:25:51-05:00

article

2016-05-05T20:06:35-05:00

none

Redacción Judicial

Judicial

Desde este jueves, guerra contra Bacrim incluye bombardeos

59

3945

4004