El proceso empezó en 1995

Santiago Uribe: el juicio comienza

El hermano del expresidente Álvaro Uribe fue acusado de homicidio y concierto para delinquir. La Fiscalía lo señala como uno de los responsables de la creación de Los 12 Apóstoles.

Santiago Uribe Vélez está detenido desde febrero del año pasado. / Archivo El Espectador

Este viernes 13 de octubre figura en la agenda judicial de Medellín el comienzo de uno de los juicios más importantes que se verán en el país en relación con el paramilitarismo en Antioquia: el de Santiago Uribe Vélez. A las 8:30 de la mañana comenzará la audiencia preparatoria y, con ella, se establecerán las reglas de juego, los testigos y las pruebas que serán parte de tan sonado proceso, cuya relevancia se debe, en buena parte, a que el protagonista es el hermano del expresidente Álvaro Uribe Vélez. (Vea: ¿Por qué Santiago Uribe Vélez fue a juicio?)

Santiago Uribe Vélez esperaba empezar su juicio en libertad, pero no será así. Hace un par de semanas su abogado, Jaime Granados, presentó ante la Corte Suprema de Justicia una tutela argumentando que “se violó el derecho fundamental de mi prohijado al debido proceso y a la libertad”, pues ya se había vencido el plazo máximo de un año que da la ley para que una persona esté en detención preventiva mientras su juicio arranca: Uribe Vélez está detenido desde el 29 de febrero del año pasado. (Le puede interesar la nota "Testigos están mintiendo para favorecer a Santiago Uribe: Fiscalía")

En la Corte Suprema de Justicia ya no queda ninguno de los magistrados que chocaron con Álvaro Uribe cuando, durante su gobierno, agentes del DAS -que era la policía secreta de la Presidencia- siguieron e interceptaron ilegalmente a algunos de los miembros de la Corte. En ese alto tribunal, sin embargo, entienden bien la dimensión del proceso de Santiago Uribe y de la tutela que deben resolver. Por eso, se decidió que el recurso sea resuelto por todos en Sala Plena, que tendrá lugar el próximo miércoles 18 de octubre. (Fiscalía habla de sobornos en el caso de Santiago Uribe)

El pasado 11 de agosto, Santiago Uribe Vélez pidió por primera vez su libertad ante el juez que lleva su caso, pero la solicitud fracasó. El juzgado determinó que su detención preventiva podía prorrogarse un año. La defensa de Vélez apeló, calificándola de “jurídicamente improcedente”. En septiembre, el Tribunal Superior de Antioquia reiteró la decisión, señalando que no se había “vulnerado la garantía constitucional y convencional de razonabilidad del lapso de privación de la libertad”. (La hipótesis de la lesa humanidad en caso Santiago Uribe)

La batalla por su libertad es para Santiago Uribe Vélez, él lo ha dejado claro, importante. Pero la lucha más importante de todas se dará en el Juzgado Primero Especializado de Antioquia, del cual se hace cargo el juez Jaime Herrera Niño. Allí llevó la Fiscalía su tesis con convencimiento: que el ganadero Santiago Uribe Vélez se alió con otros prósperos empresarios del norte antioqueño para conformar el grupo paramilitar Los 12 Apóstoles y eliminar tanto a posibles aliados de la guerrilla como a gente “indeseable”. (La impunidad de los 12 Apóstoles)

Han pasado 22 años desde que, por primera vez, Santiago Uribe Vélez fue objeto de una investigación. El 22 de diciembre de 1995, la Fiscalía Regional de Medellín abrió una indagación previa en su contra por los crímenes que ya empezaban a ser documentados por entidades oficiales. “En el acta del consejo de seguridad, realizado el 12 de diciembre de 1995 (…), se hace alusión a la existencia de un grupo de ‘limpieza social’ en el municipio de Yarumal, el cual estaba causando zozobra y temor en la comunidad”. (El expediente de Santiago Uribe Vélez y la confirmación de su llamado a juicio)

Además de los reportes que emitieron organismos como la Procuraduría, la Fiscalía empezó a recopilar testimonios de personas que, bajo la reserva de su identidad, empezaron a contar cómo Santiago Uribe, otros ganaderos, miembros de la Policía y hasta un sacerdote se habían reunido para crear una especie de ejército privado en Yarumal y sus alrededores. En 1999, sin embargo, hubo resolución inhibitoria. El tema no volvió a ser mirado en la Fiscalía sino hasta 2010 y sólo hasta 2013 hubo investigación formal.

El ganadero Uribe Vélez ha insistido en su inocencia, igual que la ha reiterado su hermano, el expresidente Uribe. La Fiscalía, no obstante, sostiene con vehemencia que Santiago Uribe lideró la creación del grupo paramilitar Los 12 Apóstoles en el norte de Antioquia. La tarea que tiene el Juzgado Primero Especializado de Antioquia es monumental, pues en sus manos está uno de los procesos más representativos de la guerra en Colombia, justo en un momento en que la reputación de la justicia está por el piso.