Innovación

Científico japonés usa pompas de jabón para polinizar frutales

Noticias destacadas de Medio Ambiente

El científico japonés Eijiro Miyako, profesor del Instituto Avanzado de Ciencias de Japón, demostró que las sencillas pompas de jabón pueden ser una técnica para polinizar frutales.

Drones que lanzan pompas de jabón pueden ser empleados para polinizar árboles frutales, actualmente en peligro por la disminución sin precedentes de la población de abejas, destaca un estudio japonés publicado el miércoles en la revista estadounidense iScience.

Eijiro Miyako, profesor del Instituto Avanzado de Ciencias de Japón y autor de la investigación, trabaja desde hace varios años en robots de polinización, pero estos tendían a aplastar las flores. 

“Fue muy triste”, dijo a la AFP. El científico tuvo la idea de usar pompas de jabón cuando jugaba en un parque con su hijo de tres años. 

Miyako y Xi Yang, coautores del estudio, analizaron pompas de jabón bajo un microscopio confirmando que podían transportar granos de polen. 

Luego, probaron los efectos de cinco tensioactivos disponibles en el mercado para hacer pompas, incluida la lauramidopropil betaína, utilizada en la industria cosmética por sus propiedades espumantes. 

Los expertos colocaron la solución espumosa en una máquina de pompas y rociaron éstas cargadas de polen en un huerto de peras. Este método, a razón de 2.000 granos de polen por pompa, permitió polinizar el 95% de las flores seleccionadas. 

"Suena un poco fantasioso, pero la burbuja de jabón permite una polinización efectiva y garantiza un fruto de una calidad equivalente a la de la polinización manual convencional", dijo Miyako

Luego, los investigadores volvieron sus experimentos al cielo, programando a un pequeño dron para que lance pompas de jabón a lo largo de una ruta determinada.

Como las flores ya no estaban en flor, su objetivo fue un grupo de lirios falsos.

Volando dos metros sobre el suelo a una velocidad de dos metros por segundo, el dispositivo logró alcanzar el 90% de las plantas de plástico. 

Miyako está actualmente en conversaciones con una empresa para una futura comercialización de esta técnica. 

Señaló, sin embargo, que la precisión del robot podría mejorarse aún más y que se podría agregar la orientación automática de las flores. 

Este estudio es el primero en explorar las propiedades de las pompas de jabón para transportar el polen y considerar el uso de drones autónomos.

Sus autores esperan poder generar un nuevo interés por los métodos artificiales de polinización. 

Comparte en redes: